Homenajearon al bombero Luis Gramajo a 2 años de su muerte

Se cumple el 2° Aniversario del fallecimiento del bombero voluntario Luis Gramajo (35) quien perdió la vida el domingo 20 de marzo de 2016 cuando combatía un incendio en el bar "Irlanda" de la costanera local. Esta mañana sus compañeros se acercaron al cementerio a dejarle una ofrenda floral. "A Luis lo recordamos como un chico muy querido" manifestaron sus colegas.

Luis se desempeñaba como integrante del cuerpo de Bomberos Voluntarios del Cuartel Central y se convirtió en el primer mártir de la historia de la Asociación de Bomberos Voluntarios de Comodoro al quedar atrapado en el incendio del bar "Irlanda" el domingo 20 de marzo mientras combatía las llamas.

homenaje gramajo 2.jpeg

Este martes, en el cementerio Oeste, sus compañeros de bomberos voluntarios de los destacamentos de esta ciudad, junto con sus familiares se concentraron para rendirle un emotivo homenaje a dos años de su fallecimiento.

Carlos Marcolla, presidente de la Asociación de Bomberos Voluntarios en contacto con El Patagónico explicó que se trató de sentido homenaje “a un camarada que perdió la vida al servicio de la comunidad. Fue muy emocionante”.

Marcolla, en representación de los voluntarios de Comodoro recordó a "El Pirry", como lo llamaban sus amigos, como alguien “muy querido por su personalidad, su forma de ser, un tipo ´buenazo´, muy eficiente, capaz y siempre predispuesto para todo en el trabajo” y agregó que desde aquel fatídico momento “sus camaradas del Cuartel Central están desconsolados”.

homenaje gramajo 1.jpeg

EL CASO

El 20 de marzo de 2015 la muerte de Luis "Pirri" Gramajo sacudió a los cuarteles de Comodoro Rivadavia, que con 75 años de historia, por primera vez, se enfrentaban a una tragedia de esta magnitud.

Luis, tenía 35 años y por esa época esperaba junto a su mujer a su primer hijo, trabajaba como cocinero en el Casino Club, pero como sentía el llamado de la vocación por servir y desde hacía 10 años se desempeñaba como bombero voluntario en el Cuartel Central.

Falleció en servicio, cuando el entretecho del bar "Irlanda", ubicado en la costanera local, se desplomó en momentos en que junto a sus compañeros combatía un incendio de importantes dimensiones en el local.

Gramajo se convirtió en el primer mártir de la historia de la Asociación de Bomberos Voluntarios de Comodoro Rivadavia y fue ascendido en un homenaje "post mortem" a Sargento Primero. "Él siempre me dijo que quería ser héroe", le había confesado por entonces su esposa Evangelina Segovia a este medio.

"Pirri" fue condecorado con "La Cruz Dorada al caído en servicio" por parte del Servicio Nacional de Bomberos Voluntarios y en Comodoro se decretaron tres días de duelo luego de su fallecimiento. Tuvo un reconocimiento post mortem en la Legislatura Provincial.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico