Cisterna quiere salir a trabajar dos veces por semana

El fiscal Nápoli deberá definir ese tema, según dispuso este lunes un tribunal que ratificó el fallo que estableció su prisión domiciliaria, así como la de Martín Bortagaray.

Los jueces Marcelo Nieto Di Biase y Fabio Monti confirmaron la prisión domiciliaria que pesa en contra de los ex funcionarios provinciales que fueron hallados culpables en la causa “Revelación”.

La sentencia en primera instancia fue confirmada por otros tres jueces en una audiencia de impugnación y con la resolución adoptada este lunes mediante la realización de una audiencia de revisión de la prisión que pesa sobre ambos, suman ahora ocho los jueces que coinciden en la calificación legal escogida por el Ministerio Público Fiscal y las condenas impuestas a Víctor Cisterna y Martín Bortagaray, exfuncionarios de Mario Das Neves.

De todas maneras, quedó sujeto a un acuerdo entre los defensores y el fiscal general Marcos Nápoli que Cisterna pueda salir a trabajar dos veces a la semana. Su intención es asistir a su estudio contable, donde aún tiene temas para resolver.

Juan Martín Bortagaray fue asistido por el defensor penal Jorge Rubeolo y Emilio Galende asistió a Víctor Cisterna.

El caso ya tiene sentencia de la Cámara de Impugnación que en general ratificó lo dispuesto por el tribunal del juicio oral. Las condenas en primera instancia la resolvieron los jueces Mariano Nicosia, Ivana González y Alejandro Rosales.

Ambos se encuentran bajo arresto domiciliario “y considero que deben seguir cumpliendo las condenas de esa forma”, dijo Nápoli para resaltar que “se mantiene el riesgo de fuga”.

A su turno, el defensor Rubiolo manifestó no oponerse a la postura de Nápoli respecto de su defendido Bortagaray. “No tengo apreciaciones que realizar a la medida cautela tal como se están llevando a cabo”, dijo. Bortagaray recibió una condena de 4 años y 8 meses de prisión

EL RECAUDADOR

El exministro coordinador Víctor Cisterna (uno de los recaudadores de la última campaña de Mario Das Neves) fue condenado a la pena de 7 años y 6 meses de prisión, e inhabilitación permanente para ocupar cargos públicos, en tanto que Diego Miguel Correa –secretario privadísimo del malogrado gobernador- fue condenado a 5 años y 6 meses, además de a la misma inhabilitación.

Respecto de estos montos de pena, fue el principal argumento de los defensores de Cisterna. Se refirieron a la “proporcionalidad” de la condena, teniendo en cuenta que Correa estuvo involucrado en 18 hechos y Cisterna solo en 2. Destacaron también la edad del ex ministro de Economía (72 años) y la posibilidad de su libertad o la posibilidad de poder ir dos días a su estudio contable, con la tutela de una persona a designar y la colocación de la tobillera electrónica.

Para los jueces Monti y Nieto De Biase, igualmente la pena no podrá ser inferior a los cinco años. “Seis jueces avalaron esas condenas y la calificación legal”, dijo Monti al fundamentar su resolución.

LA TRAMA DE CORRUPCION

Cisterna y Bortagaray son parte del grupo de siete exfuncionarios provinciales que fueron condenados en el marco de la denominada causa “Revelación”, a partir de una investigación por maniobras de corrupción ocurridas entre el año 2015 y fines del 2017.

Cisterna y Correa fueron juzgados como organizadores de una asociación ilícita, mientras que Pablo Oca, Alejandro Pagani, Bortagaray y Diego Lüthers fueron hallados culpables de ser miembros de dicha asociación ilícita, entre otros.

Hay que recordar que esta causa llegó a debate tras una extensa investigación en la cual una veintena de empresarios imputados originalmente en el caso accedieron a la suspensión del juicio a prueba (probation) para evitar ir a juicio, a cambio de hacerse cargo de la construcción de instalaciones o compra de equipamiento para uso de la ciudadanía, en distintos puntos de la provincia.

Fuente: Ministerio Público Fiscal

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico