Policía de civil mató a dos ladrones e hirió a otros dos

Mientras todos festejaban Año Nuevo, una banda de cuatro ladrones asaltó una casa en la localidad bonaerense de San Isidro y cuando iban a escapar, se enfrentaron a los tiros con un efectivo de la Policía de la Provincia de Buenos Aires. Dos delincuentes murieron y los otros dos quedaron heridos.

El violento episodio comenzó en una vivienda a pocas cuadras del Hipódromo de San Isidro. Aprovechando que los dueños estaban festejando el fin del 2018 en la Costa Atlántica, la banda forzó la entrada de la casa con una barra metálica y logró ingresar. En pocos minutos, los ladrones revisaron todos los ambientes y comenzaron a cargar electrodomésticos y dinero en una camioneta Ford Kuga. “Entraron por el frente. Rompieron todo. Hicieron un desastre. Vimos que está todo roto. Barretearon la entrada”, contó Leandro, familiar de los dueños de la vivienda.

Hasta ese momento el plan venía saliendo tal como habían imaginado los ladrones, salvo por un detalle que cambiaría todo radicalmente. A una cuadra de la casa, un efectivo de la Policía, el capitán Julio Alberto González, quien caminaba de civil por la misma cuadra, observó a los cuatro ladrones mientras salían corriendo del interior de la vivienda.

Sin dudar un segundo, el agente les dio la voz de alto. Pero en lugar de detenerse, uno de los delincuentes efectuó dos disparos y dio inicio a un violento tiroteo que dejó a dos integrantes de la banda muertos y a los otros dos heridos.

Uno de los ladrones recibió un tiro y murió enfrente de la casa. El segundo, herido, dobló por la avenida Dardo Rocha pero cayó muerto frente a un restaurante ante la mirada de varios testigos. Un tercer delincuente, que resultó herido, intentó escapar en la camioneta pero fue detenido y trasladado a un hospital. El cuarto integrante de la banda logró fugarse y es buscado por los efectivos policiales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico