Ya rige el nuevo piso de Ganancias 

Este jueves se publicó en el Boletín Oficial el nuevo mínimo no imponible que pasó de $225.937 a $280.792 de sueldo bruto mensual, es decir antes de los descuentos de jubilación y obra social, entre otros ítems. Significa que quedan alcanzados por el impuesto aquellos sueldos de bolsillo superiores a unos 230 mil pesos mensuales. 

Los trabajadores y las trabajadoras en relación de dependencia percibirán a partir de este miércoles un alivio en la carga fiscal de sus salarios con la vigencia del nuevo piso del Impuesto a las Ganancias, que registró una mejora del 24,3% y comenzará a pagarse a partir de los $ 280.792 mensuales brutos, en la práctica a partir de unos $230 mil de bolsillo luego de los descuentos de ley (jubilación, obra social y otros ítems).

A la vez, se presentó en el Congreso Nacional un proyecto para mejorar la situación ante el fisco de los trabajadores autónomos y quienes tributan como monotributistas.

El nuevo piso del Impuesto a las Ganancias a la cuarta categoría, que pasó de $ 225.937 a $ 280.792 mensuales, fue destacado por el presidente Alberto Fernández como una "decisión importante para seguir recuperando el ingreso de nuestro pueblo".

La decisión la dio a conocer el viernes el ministro de Economía, Martín Guzmán, en una conferencia de prensa compartida en la explanada de la Casa de Gobierno con el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y el cosecretario de la CGT, Héctor Daer.

Massa confirmó además que quedará excluido del pago del impuesto a las Ganancias el medio aguinaldo que se percibirá junto al sueldo de junio, siempre para quienes perciban menos de 230 mil pesos de bolsillo mensuales.

Mientras, Guzmán recordó que en la presidencia de Mauricio Macri, por la falta de actualización del mínimo no imponible, "más de 2.100.000 personas pasaron a tributar Ganancias", pero subrayó que en 2021 "con un trabajo muy importante del diputado Massa y del gobierno nacional, se pudo redefinir la situación".

La medida sobre Ganancias se impulsó luego de que se difundiera la carta con un pedido concreto de Massa a Guzmán sobre la necesidad de aliviar la carga fiscal de los trabajadores en relación de dependencia.

La carta fue la segunda, si se tiene en cuenta la cursada el 13 de mayo, en la que alertaba que el mínimo no imponible de $225.937 de sueldo bruto mensual (unos 187 mil pesos mensuales de sueldo neto o de bolsillo) había quedado atrasado ante la evolución de la inflación y la presión sobre los salarios.

AUTONOMOS Y MONOTRIBUTISTAS

En cuanto a la situación de los autónomos y los monotributistas, Massa presentó un proyecto de ley que apunta a generar alivio fiscal y adelantar la actualización de las escalas del Régimen Simplificado.

Leandro Santoro y Mónica Litza, del Frente de Todos; Margarita Stolbizer, de Encuentro Federal-Juntos por el Cambio; y Alejandro “Topo” Rodríguez, de Identidad Bonaerense-Consenso Federal; acompañaron con su firma al texto impulsado por el titular de la Cámara baja.

La iniciativa elaborada por Massa y su equipo técnico apunta a que un porcentaje similar al 29,1% de suba que registraron en el primer semestre de este año las jubilaciones y demás prestaciones que paga la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) se utilice para actualizar las escalas de facturación de las distintas categorías del Monotributo desde el 1° de julio de 2022.

Además, no se incluye un aumento en las cuotas mensuales a pagar, sino que "sólo se busca una actualización de los topes máximos de facturación para que los 4,5 millones de monotributistas no tengan que saltar hacia una escala mayor, o quedar afuera del Régimen Simplificado, si su facturación creció en términos nominales por efecto de la inflación", indicaron en los fundamentos de la iniciativa.

Sobre los autónomos alcanzados por el Impuesto a las Ganancias -unos 140.000-, se propone incrementar las deducciones para que el mínimo no imponible quede "más equitativo o cercano al que aplican los empleados en relación de dependencia", indicaron fuentes oficialistas.

Así se busca equiparar las deducciones de los autónomos con las de los empleados en relación de dependencia, pero -aclararon las fuentes- "sin perder de vista que la mayoría de estos trabajadores independientes, fundamentalmente profesionales, pueden efectuar otras deducciones que la ley no les permite a los empleados en relación de dependencia".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico