Arismendi quiere ascender a la Primera B antes del retiro

Defendió cuatro camisetas del fútbol comodorense y en todos festejó un título. El "Tanque" tiene tres en Deportivo Roca, y uno en Ferro, Deportivo Portugués y ahora el "Santo" que se consagró el sábado frente a Nueva Generación logrando así el título del Torneo Inicial C.

En todos los clubes donde estuvo aportó su cuota de gol. Vistió la camiseta de Deportivo Roca, Ferrocarril del Estado, Deportivo Portugués y actualmente en San Martín donde fue uno de los goleadores del equipo que se consagró campeón del torneo Inicial C del fútbol de Comodoro Rivadavia.

Diego Arismendi siempre se puso un objetivo en cada institución que formó parte. Los objetivos siempre estuvieron claros. Jugar y divertirse, haciendo amigos en cada institución que defendió, y tratando de dejar algo a cada paso.

El sábado se consagró campeón con San Martín al vencer a Nueva Generación 5-2 y en medio de los festejos habló con El Patagónico. “La verdad que muy contento con esto que se consiguió. Es mi último año y lo estoy festejando a full, con todo. Creo que lo merecíamos, peleamos todo el torneo arriba y somos justos campeones. Una vez más puedo decir que soy campeón pero vine a ascender y nos quedan seis meses más”, explicó.

Tuvo la posibilidad de probarse en Lanús, y quedó en las categorías formativas pero volvió al pago siendo muy joven. Hoy con 35 años ve el fútbol de otra manera y lo disfruta igual. Tiene 8 campeonatos en su espalda y vistió las camisetas de cuatro instituciones distintas. “Tengo 3 en Roca, en Ferro, Portugués, y ahora San Martin. Por suerte tengo ese don de aportar goles, y dar una vuelta olímpica más. Me tocó convertir frente a Nueva Generación y eso me pone muy contento. Igualmente, cualquiera de los chicos está para convertir. El “monito” (Marcos Bellido) demostró que está para más, y eso es importante para el equipo también”, sentenció.

Cuando lo convocaron de San Martín, llegó con un objetivo y con la firme idea de colgar los botines en el fútbol oficial. El 2020 será momento de sumarse a Veteranos, pero antes -mientras festeja un nuevo título - sabe que falta algo para que la alegría sea completa: el ascenso a la Primera B.

“Me retiro por la edad, ya está. Tengo 35 y espero sumarme a los Veteranos, que es más difícil. Será otra etapa. Me llamaron de Roca sin dudas”, confirmó con una sonrisa.

Antes de seguir festejando con la gente de San Martín, que lo recibió con los brazos abiertos, hubo una dedicación muy especial. “Esto se festeja con la familia, mi señora, mi hija y a todos los compañeros que confiaron en mí y a la institución. Creo que arriesgar fue la clave, en todos los partidos nos hicieron goles. Si no arriesgas no ganas nada. Igualmente no ganamos nada, nos quedan seis meses para cumplir el objetivo”, sentenció.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico