El abogado Tagliapietra denunciará penalmente al ministro de Defensa

El ministro de Defensa de la Nación, Oscar Aguad, será denunciado penalmente la semana próxima por "incumplimiento de sus deberes como funcionario público", debido a su proceder en el caso de la búsqueda del submarino ARA San Juan, desaparecido hace más de cuatro meses junto a sus 44 tripulantes. La presentación la hará el abogado Luis Tagliapietra, padre de uno de esos marinos y querellante en la causa que se ventila en el juzgado federal de Caleta Olivia.

Caleta Olivia (agencia)

Luis Tagliapietra confirmó que llevará adelante esa instancia a media tarde de ayer, luego de que finalizaran nuevas y extensas declaraciones testimoniales que se tomaron a otros dos extripulantes de mismo submarino que navegaron indistintamente en misiones de abril y julio de 2017, tratándose de los tenientes de fragata Franco Daniel Pisa y Carlos Cristian Schutz.

El abogado penalista, quien ayer fue el único que estuvo presente de los tres que representan a las familias de los desparecidos el 15 de noviembre en el Atlántico Sur, fundamentará su denuncia en la “ineptitud” del titular de la cartera de Defensa para llevar adelante la búsqueda del submarino.

A ello le sumará que Aguad dijo públicamente que era probable que nunca se encontrara el navío, lo que agudizó el dolor de los familiares de los tripulantes, y por haber aportado datos erróneos sobre coordenadas que lo situaban cerca de las Islas Malvinas,

Esto último surgió de un informe que recibiera el jefe de Gabinete de Ministros, Marcos Peña Braun, quien lo reprodujo cuando expuso en la última sesión de la Cámara de Diputados de la Nación, lo que generó un gran revuelo internacional.

Precisó que la denuncia corresponde hacerla en Comodoro Py, ya que es el ámbito jurisdiccional más cercano al Ministerio de Defensa y estimó que ello podría motivar que se le inicie una causa a Oscar Aguad e incluso el presidente de la Nación, Mauricio Macri, podría separarlo del cargo si lo cree conveniente.

LOS NUEVOS TESTIGOS

Respecto de las declaraciones formuladas ayer por los tenientes de fragata Pisa y Schutz, ambos coincidieron en reportar similares dichos a los suministrados por otros hombres de la Armada que tripularon el mismo submarino y ya fueron citados por la juez federal Marta Yáñez.

Concretamente están referidos a fallas que se iban registrando en diferentes misiones, como ingreso de agua por el snorkel, ruidos en la línea de eje e incluso alguna que otra pérdida de aceite, problemas que se iban solucionando con reparaciones de emergencia.

Si bien no apartaron algún detalle clave que pueda dar una pista firme sobre lo que fehacientemente causó el trágico suceso, sus exposiciones fueron de importante valor para los funcionarios de justicia y el abogado querellante, ya que les permito tener mayores conocimientos de la operatividad de un submarino de la clase TR-.770, en este caso fabricado en Alemania en 1984, y diez años después de ser sometido a reparaciones en talleres navales de Argentina.

Finalmente, cabe señalar que para el lunes próximo está citado un suboficial que era cocinero el submarino, de apellido Báez.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico