Rechazan una denuncia de Benetton por usurpación

San Carlos de Bariloche (Télam)
El Ministerio Público Fiscal de Chubut desestimó ayer la denuncia por usurpación que había tramitado la Compañía de Tierras del Sud Argentino, del grupo Benetton, contra la comunidad mapuche que el miércoles pasado ingresó en la estancia Santa Rosa e instaló allí su residencia.
El grupo que tomó el campo denominó a la acción como una «recuperación», debido a que el año pasado ya había sido desalojado por la policía del mismo predio.
El sector había sido ocupado originalmente en 2002, por la familia de Rosa Nahuelquir y su esposo Atilio Curiñanco, a quienes la justicia chubutense obligó a desalojar.
El matrimonio y las organizaciones mapuches intervinientes en el conflicto viajaron entonces a Italia, con el fin de reclamar directamente en la sede central del grupo Benetton y ante entidades internacionales.
Luego de no tener suerte con esa manifestación, una semana atrás los indígenas decidieron regresar a ocupar las tierras, donde declamaron su propiedad ancestral y crearon la comunidad Santa Rosa-Leleque.
Los dueños de la estancia denunciaron de inmediato la «usurpación», y afirmaron que los mapuches habían causado destrozos y que el ingreso al predio se había concretado de manera «clandestina».
La Fiscalía rechazó la presentación y aseguró que «no se ha producido, de parte de la Comunidad Santa Rosa-Leleque, ningún tipo de acciones violentas y/o uso de amenazas contra persona alguna, ni tampoco se han advertido rastros o indicios que permitan inferir el uso de la fuerza».
Voceros mapuches indicaron que «eso demuestra que la denuncia es falsa» y que «la comunidad no está de ninguna manera usurpando territorio».
«Nos encontramos haciendo ejercicio de nuestros derechos, en búsqueda de la verdad histórica y retornando a la mapu (tierra) originaria», afirmaron.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico