Linares pide que Nación "devuelva un poco de todo lo que le dio Comodoro"

El intendente pidió ayer a las autoridades nacionales que tomen medidas que permitan solucionar el conflicto generado en la industria petrolera de la región y del país por la baja del precio internacional del crudo. Criticó al ministro de Energía por no querer negociar y apuntó contra las operadoras que no se hacen cargo de la crisis en la cuenca del Golfo San Jorge.

De cara a la reunión que se desarrollará hoy en Buenos Aires entre autoridades nacionales y el gobernador Mario Das Neves, el intendente de Comodoro Rivadavia, Carlos Linares, señaló -en una entrevista con el canal de noticias C5N- que la situación que viven los trabajadores petroleros es delicada y que se atraviesan situaciones parecidas a las sucedidas en 1998, cuando el barril del petróleo llegó a costar sólo 9 dólares.
Además, criticó que el ministro nacional de Energía, Juan José Aranguren, no está dispuesto a dialogar porque "utiliza la política como si fuera una empresa y no piensa en las personas que pueden quedarse sin su fuente laboral".
"El actual ministro de Energía continúa pensando como CEO de Shell y ve a los trabajadores como simple ganado que interfieren en sus ganancias. Lo que pedimos es que se siente con nosotros para dialogar no para amenazarnos con que va a importar petróleo", agregó.
Previo al encuentro que se desarrollará hoy, en Buenos Aires, Linares destacó la necesidad que tiene Comodoro Rivadavia de sentirse respaldada por parte de Nación para afrontar esta crisis. "Necesitamos que nos acompañen, así como Comodoro acompañó al país desde que inició la explotación petrolera", afirmó.
Asimismo, el intendente señaló que esta ciudad solo está pidiendo parte de todas las riquezas que supo generar y que en su momento fueron a parar al gobierno nacional. "Los invito a que saquen un promedio de toda la plata que le dio en petróleo nuestra ciudad al país y díganle a le gente cuánto se nos devolvió. Si nos hubiesen dejado manejar nuestros recursos hoy no estaríamos pidiendo nada", detalló.

NO VOLVER al 98

El jefe comunal remarcó que el Gobierno nacional todavía no ha tomado dimensión de lo que significa tener a 6.000 trabajadores despedidos si no se obtienen las garantías establecidas para la continuidad de la actividad petrolera.
"Esta crisis es momentánea. En un año nos vamos a olvidar de todo esto, pero necesitamos que Nación tome en consideración lo que está sucediendo en la cuenca del Golfo San Jorge porque si no vamos a tener 6.000 trabajadores despedidos a comienzos de febrero", explicó.
Las compañías petroleras que funcionan en esta ciudad también formaron parte de los reclamos de Linares al catalogarlas de "descaradas" por la falta de sensibilidad a la hora de tomar decisiones y no generar inversiones en el sector para que no peligren las fuentes laborales.
"Se cansaron de llenarse los bolsillos de dinero y no devolvieron ni una cuota de lo que les brindó este suelo. Son desagradecidos que se borraron cuando más los necesitamos", apuntó.
En otro orden, tal como lo manifestó en reiteradas oportunidades, aseguró que Comodoro Rivadavia no repetirá lo ocurrido en 1998 tras la caída máxima del precio del barril de petróleo. "No volveremos a ser una ciudad fantasma con más de 25 mil trabajadores en la calle, porque estamos dispuestos a realizar los ajustes necesarios para mantener los puestos laborales", manifestó.
Advirtió que de no llegar a una solución "el pueblo de Comodoro protagonizará un paro total de todas las actividades, para que nos escuchen y tomen conciencia de la gravedad de esta situación. Algunos no tienen dimensión de la crisis social que se puede generar porque no conocen a esta ciudad".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico