CABIN cuestionó la quema de cubiertas porque afecta la salud de sus pacientes

El director administrativo del Centro de Aplicaciones Bionucleares, Juan José Nieto, criticó la quema de cubiertas por parte de los extrabajadores de la empresa Sofra SA frente al edificio. Sostuvo que el humo afecta a los pacientes oncológicos. Además, criticó a dos agentes del área municipal de Tránsito que desviaron a los automovilistas para que los obreros "puedan cortar la calle". Y señaló que ninguna autoridad política dio una respuesta pensando en el bienestar de los pacientes de la institución y el Hospital Regional, más allá de la legitimidad del reclamo de los obreros de la construcción.

La obra de ampliación del Centro de Aplicaciones Bionucleares (CABIN) desde marzo está paralizada porque la empresa Sofra SA, que estaba encargada de realizar los trabajos, presentó quiebra y dejó a sus obreros en la calle.

Cuatro meses después, mientras se aguarda que otra firma se haga cargo de la obra y por ende de los trabajadores, el centro oncológico se convirtió en eje de una polémica situación luego de que sus autoridades cuestionaran la quema de cubiertas por parte de los obreros nucleados en la UOCRA

El director administrativo del CABIN, Juan José Nieto ayer volvió a cuestionar la quema de cubiertas de los trabajadores que exigen el pago de sus salarios, debido a que el humo afecta severamente a los pacientes de la institución.

“Adentro de un hospital hay gente enferma. En el CABIN son pacientes oncológicos y la mayoría de la gente viene en colectivo y tienen que pasar por encima de la goma quemada. Esto es sumamente peligroso y dañino para todos. No es justo que un paciente tenga que pasar por todo esto”, sostuvo el especialista.

En diálogo con El Patagónico, Nieto sostuvo que entiende el reclamo de los trabajadores, pero que no comparte la forma y el lugar que se eligió para protestar.

“Ellos tienen razón en sus reclamos porque no le pagan hace meses, pero no es el lugar adecuado para hacer una manifestación porque están quemando cubiertas y está entrando el hollín en el CABIN y en el Hospital Regional. La gente tiene que hacer su reclamo en la Municipalidad, en el Ministerio de Trabajo o en el lugar que corresponda pero no acá, porque nosotros no hemos dejado de pagarle a ellos”, subrayó.

El especialista también cuestionó el rol que toman las autoridades políticas ante esta situación e incluso el acciones de dos inspectores de tránsito que ayer pararon el paso de vehículos para que los obreros puedan cortar la calle.

“Es una barbaridad. Es totalmente inadecuado. Yo no tengo ninguna duda que le tienen que pagar a los trabajadores pero tiene que haber un respeto por los demás. Me comuniqué con gente del municipio y me dijeron que se iban a ocupar pero hasta el día de hoy estaban ahí quemando cubiertas. Esta situación no puede continuar de esta manera”, señaló Nieto.

Asimismo, aseguró que el centro oncológico tuvo que incrementar el personal de limpieza debido a la cantidad de hollín que ingresa en el lugar.

En este sentido, el director administrativo del CABIN aseveró que la información que tienen en la institución es que la obra se reactivaría en los primeros días de agosto”, tal como confirmó ayer la Comisión Nacional de Energía Atómica. Sin embargo, el miedo que tienen es que si los “trabajadores no cobran, van a seguir quemando cubiertas y eso nos preocupa”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico