Juliana Uribe le pidió perdón a la familia de Samuel Ovejero

En la tercera jornada del juicio por el crimen del exboxeador, declaró la única imputada por su muerte su expareja y madre de su hija Juliana Uribe. Entre sollozos le pidió perdón a la madre del joven. "Yo necesito que ellos me perdonen que si es por Justicia divina yo ya pagué con mi salud".

Esta mañana, después de dos jornadas de testimoniales fue el turno de Juliana Uribe la única imputada por el crimen de Samuel Ovejero ocurrido el pasado 29 de julio. Se vivió una jornada muy emotiva dado que la joven visiblemente conmocionada aprovechó sus minutos para pedir perdón a la familia de quién fuera su expareja y padre de su hija.

Fueron testigos de la declaración de la joven, la madre de la víctima y sus hermanos, debido a que el padre de Ovejero no estaba en la sala. Juliana a través de los medios intentó que el pedido de disculpas también llegará a él.

En diálogo con Comodoro 24 indicó: “pedí perdón porque yo nunca quise que pase lo que pasó, yo estoy arrepentida. Todos los días de mi vida le preguntó a Dios porque lo permitió. Hoy me siento también bien porque mi hijia está disfrutando de su familia, yo nunca le voy a negar ese derecho, pero yo necesito que ellos me perdonen que si es por Justicia divina yo ya pagué con mi salud, si es por eso ya pague. Me sacudió para acá y para allá dios, yo necesito estar con mi hija, seguir”.

LA MUERTE DE OVEJERO

El ilícito contra la vida ventilado en debate acontece el pasado 29 de julio de 2017, siendo aproximadamente las 12.20 hs., cuando la víctima Samuel Ovejero se encontraba en compañía de la imputada, con la cual mantenía una relación de pareja, Juliana Uribe, junto a un menor, en el interior de un automóvil e iniciaron una discusión por la devolución de una camioneta. Interviene la madre de la imputada que retira al menor del lugar.

En el marco de la reconstrucción planteada por Fiscalía en ese momento, la imputada Uribe con claras intenciones de darle muerte tomó un cuchillo y le asestó al menos tres puñaladas a Ovejero, una de ellas en el tórax que le perforó el ventrículo derecho del corazón, como así también un corte en la sien derecha y laceraciones en los dedos índice y medio de la mano izquierda. Llega inmediatamente el lugar un hermano de la víctima y personal de la Seccional 6ta. Luego trasladan a la víctima en forma particular al Hospital lugar donde Ovejero fallece como consecuencia de un “shock hipovolémico irreversible producido por herida de arma blanca en tórax”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico