La búsqueda de Guadalupe se amplía a Mendoza

La búsqueda de Guadalupe Belén Lucero, la niña de 5 años desaparecida hace diecisiete días en San Luis, se extendió a la provincia de Mendoza, mientras continúan los rastrillajes con la división de canes de la policía de San Luis en la localidad de Jarilla, muy cercana al límite con Mendoza, informó el Jefe de Relaciones Policiales Lucas Chacón.

Los rastrillajes previstos para este jueves incluyen además a la localidad de Nogoli, ubicada a 50 kilómetros al norte de la ciudad de San Luis, y la denominada zona cero en el barrio 544 Viviendas, en el sur de la capital provincial, donde se vio por última vez a Guadalupe el 14 de junio.

Cabe señalar que el miércoles, la policía de San Luis con la colaboración de efectivos de la policía de Mendoza realizó tres allanamientos en los departamentos de Godoy Cruz y Luján de Cuyo, en esa provincia, dispuestos por el Juez Penal N°2, Ariel Parrillis, con la autorización del Juez de Garantía de Mendoza, Diego Flamant.

Los operativos tuvieron como resultado el hallazgo de drogas y armas de fuego, pero no consiguieron dar con pistas sobre el paradero de la niña desaparecida, pese a haber sido movilizados por llamados al 911 y datos surgidos de testimoniales realizados en San Luis, que vincularon esas zonas con la investigación.

Por otra parte, se espera la llegada a San Luis de Susana Trimarco y los abogados de la Fundación “María de los Ángeles”, que arribarán para dar contención a la familia de Guadalupe y aportar su experiencia en la búsqueda de víctimas de trata de personas.

Trimarco adelantó que quiere reunirse con la familia de la niña desaparecida y con autoridades provinciales, a modo de componer el escenario de búsqueda, mientras fuentes extraoficiales afirmaron que el viernes brindaría una conferencia de prensa para informar sobre los desarrollos de sus acciones en San Luis.

El gobernador Alberto Rodríguez Saá y el ministro de Justicia de San Luis, Luciano Anastasi, recibieron el miércoles a la madre de Guadalupe, Yamila Cileone, y a su padre, Eric Lucero, en dependencias de terrazas del Portezuelo, donde funciona la Casa de Gobierno de la Provincia.

Ninguno de los dos, como así tampoco las autoridades provinciales, quisieron reportar a la prensa los pormenores del diálogo entre las partes y solo transcendió que el mandatario habría asegurado a los padres que la provincia puso todos los recursos con los que cuenta a favor de la búsqueda de la niña.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico