Para comercios: cómo aceptar tarjetas sin costos y recibir el dinero al instante

La aparición del Pago Electrónico Inmediato (PEI) da la posibilidad de ofrecer pagos con débito, pero con ventajas respecto al tradicional "posnet": tienen costos cercanos a cero y acreditación inmediata del dinero.

Con el horizonte hacia una Argentina cada vez más bancarizada, aceptar pagos con tarjeta pasó de ser para los comercios una opción a constituir un factor clave y necesario para el crecimiento de sus ventas. Si bien los niveles de informalidad aún son muy importantes en la economía, la realidad cotidiana marca que los hábitos de los consumidores están en pleno proceso de transformación en cuanto a modalidades de pago. Se estima que más de 25 millones de argentinos tienen al menos una cuenta bancaria.
En ese marco es que cobra relevancia la decisión que tomó -hace ya un año- el Banco Central de habilitar la Plataforma de Pagos Móviles (PPM), por medio de la cual entidades financieras empezaron a ofrecer la novedosa modalidad de Pago Electrónico Inmediato (PEI) que posibilita -entre otras soluciones- cobrar con tarjeta de débito a través de un dispositivo conectado a un celular o tablet, sin costo y con acreditación inmediata de dinero.
El uso de los medios electrónicos de pago crece en forma gradual, en detrimento de otros instrumentos, como los cheques, aseguran desde el BCRA. En mayo pasado, las transferencias con acreditación inmediata aumentaron casi 40% interanual en cantidades. Mientras que en el último año, de cada 10 transferencias inmediatas 7 se realizaron a través de la banca por internet, 2 mediante cajeros y el resto a través de la banca móvil y la electrónica, que vienen incrementando su participación.
Para Santiago Benvenuto, gerente de Desarrollo de Nuevos Negocios de Prisma, dueña de Todo Pago, una de las empresas que ofrece el PEI, "hay una aceleración en la adopción de medios de pago electrónicos; existe todo un ecosistema de soluciones que están en constante evolución", sostiene.
El PEI se subdivide bajo tres modalidades: el POS Móvil y el Botón de Pago, orientados a comercios, y la Billetera Electrónica, más enfocada a transferencias entre personas.
"Una de las ventajas del PEI respecto a las transacciones tradicionales con crédito y débito es que tiene un costo menor por operación, que puede llegar a ser cero inclusive", afirma Ariel Setton, economista y experto en medios de pago. Hoy el comerciante que cuenta con "posnet", que conlleva un costo mensual de mantenimiento, debe afrontar aranceles del 2,5% cuando recibe pagos con tarjetas de crédito, y del 1,2% con débito, más otros impuestos (IVA sobre aranceles y varias retenciones). En otras palabras, por cada $100 que vende con tarjeta el comerciante puede llegar a perder hasta casi $10. "Además, con PEI la acreditación del pago es inmediata, ya que se trata de una transferencia, por lo que propicia un ahorro por capital de trabajo" agrega Setton. En el sistema tradicional, el vendedor recibe el dinero de la transacción recién a las 72 horas (con débito) o a los 18 días (con crédito). El especialista menciona también a favor de la nueva modalidad el factor seguridad: el PEI conlleva además "un menor riesgo de robo ya que el comercio irá reduciendo la cantidad de efectivo".

POS MOVIL

El denominado Dongle -una de las 3 soluciones PEI- es un pequeño dispositivo lector de tarjetas que se conecta al celular o tablet para validar transacciones mediante débito del pagador, permitiendo realizar el desembolso de dinero a través de una transferencia inmediata. Por el momento ningún banco cobra arancel al comerciante por el PEI, aunque están habilitados para hacerlo (no así sobre el pagador). En el corto plazo, se estima que se mantendrá la gratuidad como estímulo para la adopción del sistema. Hoy existen en el mercado dos pos móviles: Red Mob, de Link, y Todo Pago mPos, de Banelco (Prisma). Éste último da la posibilidad de utilizarlo como PEI, pero también permite cobrar con tarjetas de crédito y cuotas sin interés (para el comerciante tiene un arancel de 3,99% más IVA para pagos en una cuota, y de hasta el 13% más IVA en 12 cuotas).
"El PEI es una muy buena alternativa para pequeños comercios que pueden tener el dinero en el momento, gratis, y además cumple con lo que pide la AFIP, que es que se cobre con tarjeta de débito (el 30 de abril pasado dispuso la obligación para comercios de aceptar transferencias de pago mediante débito)", subraya Jorge Larravide, gerente comercial de Red Link, cuyo Dongle no tiene costo y se consigue en los bancos asociados a la empresa. "Es una modalidad que está creciendo, tiene buena aceptación, a la gente le gusta", comenta.
El Red Mob ya tiene presencia en varias plazas del interior del país. "En Rosario lo usan taxistas y remiseros; es una gran ayuda con el tema de la inseguridad. Otra plaza es Córdoba, donde lo utilizan puesteros de festivales y canillitas. En Resistencia, en tanto, ya lo tienen muchos bares y restoranes", describe Larravide, quien además resalta que también lo están comenzando a aprovechar trabajadores a domicilio, desde un gasista hasta un psicólogo.
Benvenuto, por su parte, destaca que "la buena noticia que trae el mPos es que no solo es fácil de usar, sino que es muy sencillo para acceder". El Dongle tiene un costo de $299 y se debe solicitar en la web de Todo Pago, luego de crear una cuenta. A continuación, hay que descargar la app Todo Pago mPos, adherir la cuenta bancaria o tarjetas de débito (y/o crédito), conectar el dispositivo al celular, y ya se puede empezar a cobrar. El mPos es utilizado por taxistas (para hacer frente a la amenaza de Uber), profesionales independientes, feriantes y comercios pequeños, afirman desde Todo Pago. "En menos de un año de vida tuvo una tracción enorme porque había un nicho que estaba desatendido. Es un producto muy necesario para poder competirle a grandes jugadores en cada una de las industrias", señala Benvenuto.

BOTON DE PAGO

Esta solución PEI se utiliza para la compra y venta de servicios en forma online y permite que los compradores puedan llevar a cabo sus operaciones en puntos de venta virtuales (e-commerce) a través de transferencias inmediatas con débito. "El botón ofrece la facilidad de incorporarlo en una página web, compartirlo por redes sociales, WhatsApp o email. El comprador debe hacer clic en el botón, y tiene dos opciones: si es un usuario que ya tiene billetera virtual Todo Pago, se loguea, selecciona la tarjeta y paga. Pero si todavía no es usuario lo que puede hacer es completar el formulario, con toda la información de su medio de pago por única vez", describe Benvenuto.

BILLETERA ELECTRÓNICA

Orientada a las transferencias entre personas, esta billetera permite enviar dinero a través de la web o mediante una aplicación mobile (Todo Pago Pei o Vale Pei, por ejemplo), y sin costo.
Una vez descargada, se le debe vincular las tarjetas de débito (de cualquier banco), y ya se puede enviar dinero a personas bancarizadas o no bancarizadas. "Se selecciona un contacto como si fuera a mandar un mensaje por WhatsApp; la suelen usar mucho entre amigos que se dividen el pago de una salida; entre mamás para juntar dinero con el fin de organizar algo en el colegio; hasta en un country la utilizan para pagar expensas", puntualizan desde Red Link.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico