Por atacar y amenazar a policías deberá realizar tareas comunitarias

En el año 2019 Rubén Blackie se enfrentó a la policía cuando intentaron identificarlo por ingesta de alcohol en la vía pública, por esa causa fue acusado de atentado a la autoridad en concurso ideal con el delito de lesiones leves. El juez Alejandro Rosales en el marco de un juicio abreviado le dictó seis meses de prisión, tareas comunitarias y pesa sobre él una restricción de acercamiento a los efectivos agredidos.

El juez Alejandro Rosales homologó el acuerdo de aplicación de juicio abreviado, en el marco de una causa penal contra Rubén Darío Blackie (24), acusado por el delito de atentado a la autoridad agravado por poner manos en la autoridad, dos hechos.

En consecuencia, dispuso imponer al acusado la pena de dos meses de prisión y costas, por hallarlo autor penalmente responsable de los delitos de atentado a la autoridad en concurso ideal con el delito de lesiones leves.

Asimismo, el magistrado resolvió unificar esta pena con una sentencia dictada por la Cámara en lo Penal de Comodoro Rivadavia. Así las cosas, Blackie fue condenado a la pena única de seis meses de prisión. En este marco, se ordenó que el condenado debe realizar tareas comunitarias, a través de trabajo no remunerado fuera de los horarios habituales de su actividad laboral comprobada.

En tanto, Rosales, también impuso al sentenciado la orden de prohibición de acercamiento y contacto personal o por cualquier vía con las víctimas. A ello, agregó que Blackie no debe excederse en la ingesta de alcohol, ni consumir estupefacientes. También debe efectuar una reparación económica de diez mil pesos en favor de los dos damnificados.

El acto judicial se desarrolló en la sala de audiencias de la oficina judicial. El Ministerio Público Fiscal estuvo representado por la fiscal Laura Castagno. El imputado, en tanto, recibió el asesoramiento del abogado de la Defensa Pública, Gustavo Oyarzun.

En la ocasión, las partes requirieron al juez la aplicación del procedimiento de juicio abreviado para esta causa. En este orden, el imputado reconoció la existencia de los hechos y admitió su participación. Asimismo, Blackie se manifestó de acuerdo con la pena propuesta.

LOS HECHOS

El 09 de mayo de 2019 a las 20.00, Rubén Blackie estaba junto a un grupo de amigos en el edificio abandonado - denominado "la yogu" por los adolescentes que se reúnen en el lugar- ubicado en la avenida 12 de octubre y calle Sarmiento.

Unos minutos antes de las ocho de la noche, una mujer había llamado por teléfono a la policía, y denunció que fue insultada y perseguida por el grupo de jóvenes que estaba en la ex Cooperativa de productos lácteos.

Cuando dos policías llegaron al lugar, encontraron a Rubén Blackie. El joven estaba consumiendo bebidas alcohólicas en la escalera de ingreso al edificio. Los uniformados le ordenaron que deje de beber. También le dieron directivas para que se ponga de pie y se identifique.

El imputado, respondió de manera agresiva a las advertencias. Lejos de acatar la directiva, esgrimió amenazas contra una empleada policial.

Según los investigadores, el sospechoso dijo "milica de mierda, te voy a echar, te vas a quedar en la calle. Ya te voy hacer cagar". Luego lanzó golpes de puño contra los uniformados, hasta que fue reducido y trasladado a la comisaría.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico