Axel Barra y el imputado de su crimen habían sido amigos

Por el hecho acontecido el pasado 31 de marzo de 2016 que tiene como imputado a José Barrales y como víctima a Axel Barra, comenzó ayer a la mañana la primera jornada de juicio oral y público en sede de los tribunales penales del barrio Roca. Siete fueron los testimonios escuchados en la fecha, destacándose entre ellos el de dos familiares de la víctima, testigos presenciales del hecho.

El tribunal de debate fue presidido por Mariano Nicosia, e integrado por los jueces penales Raquel Tassello y Jorge Odorisio; por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente Adrián Cabral, fiscal general; en tanto que la defensa del imputado José Antonio Barrales fue ejercida por Guillermo Iglesias, abogado particular.

La primera testigo fue un familiar directo de la víctima que a su vez conoce al imputado porque se criaron juntos con su hijo. Ambos eran amigos. Aquel 31 de marzo era el cumpleaños de un hermano de Axel y comieron un asado. Al finalizar Axel se marchó a la casa de su novia y como habían escuchado disparos decidieron acompañarlo. En el trayecto se cruzaron con una vecina que les dijo: “tengan cuidado, que están a los tiros”.

Luego, un grupo de personas compuestas por Nopay, Nahuelquir y un menor, J. A. B., comenzaron a gritar “Axel vigilante, vos llamaste a la gorra” y le dispararon. Una de las balas lo hirió en la pierna y al agacharse se le acercó Barrales, quien le disparó por la espalda. Después huyeron todos hacia la vivienda de Nopay e inmediatamente llegó la policía. Como la ambulancia se demoraba, un vecino trasladó a Barra hasta el Hospital.

LA OTRA TESTIGO

En igual sentido declaró la segunda testigo presencial del hecho y familiar directo de la víctima, sindicando a José Antonio Barrales como “el que viene desde abajo y dispara por la espalda” a Axel Barra.

El tercer testigo fue una vecina que aquella noche sobre la calle Gastre escuchó disparos y se asomó a ver por la ventana, viendo a Axel con sus dos familiares caminar en dirección a la casa de su novia.

Antes de que ellos llegaran había un grupo de personas disparando al aire en la casa de la familia Nopay. Luego dispararon hacia Axel y vino alguien y le disparó por la espalda.

El cuarto testimonio fue el de una amiga de la víctima y que también conoce al imputado porque es amigo de su hijo. Recordó que aquella noche del hecho salió a la calle porque su hijo se retiraba del hogar y escuchó disparos al aire de parte de Nopay, Nahuelquir y el menor J. A. B. Volvió y se cruzó a Axel con sus familiares y les dijo: “tené cuidado que andan los fantasmas tirando tiros”.

Entró a su casa y escuchó gritos de un familiar de Axel. “Pasa un pibe corriendo y ejecuta un disparo por la espalda a Axel”, acotó.

El hecho ventilado en juicio ocurrió el 31 de marzo de 2016 cuando la víctima, Axel Barra, caminaba junto a dos familiares por la calle Gastre, luego de compartir un asado familiar, encontrándose con un grupo de tres personas integrada por Nopay, Nahuelquir y el menor J.A.B., quienes portaban armas de fuego y le gritaron: “eh Axel, vigilante, vos llamaste a la gorra”.

Le efectuaron tres disparos de arma de fuego, con claras intenciones de darle muerte, hiriéndolo en una de sus piernas y en el glúteo. Luego, Barrales le disparó una bala que impactó en su espalda a la víctima, lesionando su corazón, lo cual le provocó un shock hipovolémico y su posterior muerte.

El hecho por el que se juzga a Barrales fue recalificado como “homicidio agravado por el uso de arma de fuego, en calidad de autor”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico