Brasil le ganó a la Argentina en la última jugada del partido

La Selección perdió 1-0 en el amistoso con la "verdeamarela". Fue el cuarto encuentro de Scaloni y su primera derrota al frente de la "albiceleste". Las estadísticas del DT interino marcan victorias previas ante Guatemala e Irak, y el empate contra Colombia.

Brasil se impuso a la Argentina por 1 a 0 con un gol de Miranda en el último minuto y se llevó el trofeo “Superclásico Championship”, en el encuentro amistoso jugado en el estadio King Abdullah Sports City de Yeda, Arabia Saudita.

Con una temperatura superior a los 30 grados, los seleccionados de Argentina y Brasil jugaron un discreto partido en donde el gol se hizo presente ya en tiempo reglamentario cumplido.

Con el triunfo en el centésimo encuentro entre Argentina y Brasil, el historial quedó a favor de los brasileños con 38 triunfos sobre 37 y un total de 25 empates.

En tanto, la “albiceleste” tuvo momentos de buen fútbol durante algunos pasajes del partido y mostró algunas ideas en mitad de cancha para arriba.

El conjunto brasileño dirigido por Tité comenzó mejor en los primeros minutos con Neymar activo por el sector izquierdo, pero bien controlado por el defensor de Racing Club, Renzo Saravia.

Argentina fue entrando en el clima del encuentro y tuvo la primera ocasión de riesgo con un zurdazo de Giovani Lo Celso, a la altura de la medialuna, que se fue junto al palo izquierdo de Alisson.

Argentina presionaba arriba y Brasil atacaba por ambos laterales, donde la defensa argentina mostraba algunas imprecisiones.

Neymar, dolorido por un pisotón de Leandro Paredes -luego amonestado-, fue tomando protagonismo y comandando las acciones de peligro de la “verdeamarela”.

Sobre los 22 minutos, Angel Correa presionó a Alisson, que casi pierde la pelota dentro del área chica.

A los 27, la oportunidad más clara del encuentro fue para los brasileños. El defensor Miranda tomó un centro al segundo palo y remató de pique al suelo. La pelota, que ya había superado al arquero Sergio Romero, fue salvada por Nicolás Otamendi sobre la línea.

La respuesta argentina no se hizo esperar y 60 segundos después de la chance brasileña, Paulo Dybala ejecutó un tiro libre que pasó junto al ángulo izquierdo.

Luego de un parate, para que los jugadores de ambos equipos pudieran hidratarse debido a las temperaturas que superaron los 30 grados, Brasil tuvo mayor control de la pelota en el último cuarto de hora.

En el final de la etapa, Neymar tuvo un tiro libre en la puerta de área grande, pero su disparo pegó en la barrera.

Ya desde el inicio del segundo tiempo, el equipo dirigido por Lionel Scaloni presionó en campo rival y Mauro Icardi comenzó a tener protagonismo en la delantera nacional.

El capital del Inter de Italia primero remató incómodo y la pelota se fue al córner.

Luego, en una gran jugada con el ingresado Lautaro Martínez, Icardi habilitó a Lo Celso, quien no pudo definir de la mejor manera.

El juego ingresó en una meseta y muy friccionado en la mitad de cancha.

Brasil llegó con una aparición de Neymar por el segundo palo, pero la definición del jugador del PSG de Francia no fue la mejor.

También hubo tiempo para el “Chiquito” Romero se luciera con una gran atajada luego de una volea de Arthur desde afuera del área.

En el último tramo del partido, se observó el cansancio en ambas selecciones a causa del calor.

Brasil manejó la pelota cerca del área argentina, pero no estuvo efectivo en los metros finales para la definición.

Casemiro, de tiro libre, casi anota luego de un rebote en la barrera que descolocó a Romero; el remate se fue junto al palo.

Sobre el final, Otamendi casi anota en su propio arco luego de un centro buscapié desde el sector derecho.

Pero en la última pelota, cuando el partido iba derecho a los penales, apareció Miranda y, tras un córner desde la izquierda, se sacó de encima la marca de Otamendi y de cabeza dentro del área chica anticipó a Romero para darle la victoria a Brasil.

Con este triunfo, el conjunto brasileño se llevó el trofeo “Superclásico Championship” que estaba en juego.

Fue el cuarto encuentro de Scaloni y su primera derrota al frente de la Selección. Las estadísticas del DT interino marcan victorias previas ante Guatemala (3-0) e Irak (4-0), y el empate contra Colombia (0-0).

Este amistoso internacional le sirvió a Scaloni para seguir probando variantes y jugadores de cara a los próximos compromisos de la Selección Nacional.

El 17 y 20 de noviembre será la última fecha FIFA del año, en donde la Argentina enfrentará como local a México. Si bien no están confirmados los estadios, se estima que el primer partido será en Capital Federal y el segundo en el interior del país.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico