Con un gol de Messi, Barsa avanzó en la Copa del Rey

Francisco García marcó el 1 a 0, pero el argentino y Frenkie De Jong revirtieron el tanteador. El elenco catalán se metió en los cuartos de final.

El Barcelona volvió a ver acción en la Copa del Rey después de una ajustada victoria contra el Cornellá por 2-0 en la prórroga. En esta ocasión superó 2 a 1al Rayo Vallecano, se la segunda división, y avanzó a los cuartos de final de una competencia en la que ya no están ni el Real Madrid ni el Atlético.

En la primera mitad, el cuadro local se plantó en defensa con el objetivo de bloquear a Lionel Messi y a Trincao, quien jugó por el sector derecho. Así, le cedió el balón a futbolistas Riqui Puig, que mostró dinámica pero pocas asociaciones fructíferas, y Sergio Busquets, que nunca logró romper las líneas y terminó, en varias oportunidades, ahogándose con el esférico.

Fue así que al argentino, en su regreso tras la expulsión en la final de la Supercopa de España, se vio obligado a descender para tomar contacto con la pelota, pero al recibir en mitad de cancha, sus apiladas cada vez más escasas no surgieron efecto y en rara ocasión generaron peligro.

Pese a esto el Barcelona contó con dos ocasiones muy claras de gol, una de Frenkie de Jong, quien apareció como centrodelantero por sorpresa, y otra de Puig, que recibió la pelota en el área con el arquero prácticamente vencido, pero sus disparos, el del holandés exigido desde el piso y el del juvenil desviado por un defensor rival, dieron en el travesaño.

Así, la primera mitad acabó cero a cero, con un Barcelona con pocas ideas pero con el ímpetu de atacar con lentitud y un Rayo Vallecano que defendió casi a la perfección pero se olvidó de atacar y apenas se acercó al arco defendido por Neto, espectador de lujo de los primeros 45 minutos.

LOS GOLES

El Rayo Vallecano se puso en ventaja pasados los 20 minutos del complemento. Álvaro García, que había entrado tiempo antes, logró desbordar por derecha, meterse en el área, sacarse de encima con facilidad a Lenglet y lanzó un buscapié perfecto que venció las manos de Neto y llegó a los pies de Francisco García que la empujó a gol.

Koeman no tardó en patear el tablero y mandó a la cancha a Ousmane Dembélé, Jordi Alba y Pedri en lugar de Riqui Puig, Junios Firpo y Trincao.

A los 25 minutos, el Barcelona gritó el empate cuando Frenkie De Jong pudo filtrar un pase perfecto para Antoine Griezmann, ante una línea defensiva del local bien alta. El francés escapó mano a mano por izquierda y cuando quedó cara a cara con el arquero tocó al medio para que Messi grite el 1 a 1.

10 minutos después, el cuadro catalán apostó por una vieja pero siempre efectiva fórmula. La Pulga, que retrocedió varios metros, filtró un pase por arriba para la corrida al espacio de Jordi Alba, que rápido soltó al medio para que De Jong toque la pelota abajo del arco y festeje el 2 a 1.

El conjunto azulgrana, que pudo haber marcado el tercero, sobre todo en una gran jugada individual de Messi que dejó por el suelo al arquero y a un defensor pero le erró al arco en su definición, terminó sufriendo en el tiempo adicionado. Es que el Rayo Vallecano contó con dos tiros libres que lanzó al área, en donde esperaba incluso su arquero, pero ambos fueron despejados.

De esta manera el Barcelona evitó la humillación, superó al Rayo Vallecano y se clasificó para los cuartos de final de la Copa del Rey, instancia en la que ya están Sevilla, Villarreal, Levante y Betis.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico