Crece la cantidad de damnificados por reiteradas estafas con viviendas del IPV

Tras una serie de allanamientos ejecutados el pasado fin de semana, sigue creciendo el número de víctimas afectadas por un grupo que exigía cien mil pesos a cada interesado, prometiendo una vivienda del Instituto Provincial de la Vivienda.

Hasta el día de ayer sumaban más de 800 familias que fueron estafadas con esa modalidad, situación que derivó en múltiples situaciones que han dejado a grupos familiares en situación de calle y sin los dineros que fueron entregados a los supuestos “gestores” que lograrían la adjudicación de una vivienda.

Si bien hasta el momento los grupos de afectados han iniciado un reclamo vehemente, pero sin actos violentos, crece también la “bronca popular” entre quienes intentan apurar las actuaciones legales ante los supuestos estafadores, solicitando la entrega de la casa prometida y/o la devolución de los fondos aportados, informó Crónica.

Sobre este punto en particular se coincide con que “los tiempos de investigación y de acción judicial no son compatibles con la necesidad de los más de 850 damnificados”, exigiendo detenciones reales y la comisión del delito correspondiente a los responsables “pero se nos pide aportar datos, pruebas a pesar de que el delito está más que claro pero la respuesta penal no llega y nos indigna que los responsables sigan en libertad”.

Calmando los ánimos de los centenares de damnificados, se les explicó que una vez que se cuente con la evidencia de la comisión de delito “se procederá a la detención del o los responsables en la ciudad o, en caso de que se hayan ausentado, se procederá a solicitar su captura”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico