Cuarto intermedio por el conflicto en Lufkin

Desde la Unión Obrera Metalúrgica comunicaron pasado este mediodía que se continúan las negociaciones en pos de evitar 160 despidos que siguen pendientes. El próximo viernes habría una definición. "Hasta ahora la situación sigue siendo la misma", sostuvieron.

Se llevan a cabo encuentros en Buenos Aires y al mismo tiempo en Comodoro Rivadavia para sostener la actividad y la continuidad laboral en Lufkin, empresa perteneciente a General Electric que se vio afectada por la baja de la actividad petrolera y la apertura de importaciones.

Juan Manuel Linares, secretario adjunto de la UOM, confirmó este viernes a El Patagónico que se pasó a un cuarto intermedio las reuniones con la empresa a la espera de definiciones para evitar el conflicto que tiene en vilo a 160 familias.

"Nos pidieron que pasáramos a cuarto intermedio para la semana que viene" mientras "se analizan la oferta que hizo YPF reparaciones" describia el dirigente.

Linares recordó que en los últimos días hubo una oferta concreta de YPF por 280 reparaciones de equipos de bombeo, mientras Pan American Energy ayer realizaba una auditoria en la empresa evaluando la compra de equipos o llevar adelante reparaciones.

"Nosotros estamos firmes con las reparación y por ahí algo más que aparezca hasta el año que viene estaríamos tranquilos" y agregó que "queremos que no se estiren más los tiempos que haya una definición rápida y darle un final a esto" expresó el dirigente a este medio.

"NO VAMOS A ACEPTAR NINGÚN DESPIDO"

La Unión Obrera Metalúrgica ratificó que "la postura nuestra es firme; no vamos a aceptar ningún despido, ni reducción de salarios. Eso no se va a negociar".

Hasta hoy la situación sigue como semanas atrás "estamos viendo con expectativa que deciden ellos (empresa) y sino tomaremos las medidas que tengamos que tomar", finalizó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico