De Km 5 a triunfar con su cerveza artesanal en Francia

Se trata de Pablo Báez (36) que nació y se crio en kilómetro 5 y llegó a Francia en 2015, donde tiene una cervecería artesanal en el sur de ese país. Actualmente, se encuentra viviendo junto con su pareja; Sandy Piousseau y sus dos pequeños hijos y en Julio estará en Tour de Francia 2021, siendo el único argentino en el pueblo Génissac que triunfa con su cerveza artesanal.

El comodorense, es uno de los miles de argentinos que emigraron pensando en volver, pero el presente en el pueblo llamado Génissac (del departamento de Gironde) al sur oeste de Francia, le dio la oportunidad de encarar un emprendimiento exitoso.

Se trata de su cervecería “KM 5”, por el barrio de Comodoro Rivadavia, donde desde el mes de noviembre del 2015- en el país galo- comparte su pasión por la cerveza artesanal.

“Mi señora es de acá, vivimos juntos en Argentina, dos años en México, nos volvimos estuvimos un tiempo en Mendoza, vi a mi familia y amigos de Comodoro y ya nos vinimos a Francia” recuerda Pablo a El Patagónico.

Desde ese momento, puso su cervecería “KM 5”. “Es un pueblito de unos 2.000 habitantes, cerca de Bordeaux, al sur de Francia, a unos veinte minutos. Todos mis vecinos son viticultores y es donde tengo la cervecería” describe.

Se instaló, junto con su familia es una antigua propiedad. “Era como una granja, en el 98´ se restauró como una casa y la convirtieron en una bodega” y “hasta que llegamos nosotros, en 2015 y empezamos la restauración de la casa y la cervecería” confesó. “Tengo un lupular y planto mi propio lúpulo desde el 2018, un pequeño patio cervecero que tengo”.

Los motivos para instalarse en el país europeo fueron porque su pareja Sandy Piousseau extrañaba a su familia, su cultura, después de recorrer México y Argentina, en un lapso de seis años. “Yo no conocía esa cultura, tampoco hablaba el idioma y era un desafío. Me gustaba la idea” expresó.

pablo cer.jpg

Es que Báez durante varios años se venía desempeñando en la empresa FeCoVitA (Federación de Cooperativas Vitivinícolas Argentinas) en Mendoza. “Estaba un poco cansado del cambio de vida que estaba llevando y se dio la oportunidad de venir”.

El proyecto de la cervecería “KM 5” se venía gestando, tiempo atrás, en Argentina. “Acá, en Francia, lo que era la cerveza artesanal recién se estaba dando, me puse de lleno con eso hasta que en julio del 2016 arranque a full con la cervecería para comercializar” manifestó el nacido en zona norte y en 2017 ya comenzó a hacer mercado y posicionando su cerveza en diversos puntos de venta.

Es que en la comuna francesa (Génissac) “la gente no conocía los estilos de cerveza, la sabían por colores; rubia, roja, negra y blanca. Era muy básico, nadie conocía la cerveza artesanal y tenían la idea de la cerveza súper amarga, espesa, sin gas” por esto “arranque con una Golden Ale y una Pilsen, que eran variedades ligeras y cerveza fácil de tomar y eso le gusto a la gente”.

Según sus palabras “soy el único argentino en el pueblo y los alrededores” y desde un primer momento “Mucha gente vino por eso, creo. Me preguntaban de donde era, es que yo recalcó mucho el hecho de ser del Sur, de la Patagonia, una porque estoy orgulloso de mi origen y segundo porque para el francés el ser de la Patagonia es como un lugar de ensueño y que todo el mundo alguna vez quiere ir a conocer”.

Actualmente, su cervecería cuenta con un total de nueve variedades, sumada a una ocasional entre ellas: Golden Ale (ex KÖLSCH), una denominada Cariño, Escoces, IPA, APA, Llevar, Patagonia, Cerveza Negra, Porter, entre otras. “Las etiquetas de las cervezas son animales de la Patagonia, cada variedad de cerveza que hago es así” señaló.

Pablo 3.jpg

En medio de la pandemia

Semanas atrás, Francia relajó significativamente las restricciones para combatir la pandemia. Ahora, según el comodorense “está bastante controlado, la mayoría están vacunados. Está más tranquilo, en si la sociedad francesa respeta mucho las normas. Cada uno se confino durante mucho tiempo sin tener vida social. Para mí fue bastante complicado laboralmente”.

Es que de un momento al otro “no podías hacer nada, yo acá recibo visitas todos los días y de golpe nada, todo cerrado, y se me hizo cuesta arriba y digo ¿qué hago? cierro” recordó.

“Después se terminó el confinamiento y la gente se volvió loca, iban a playas, bares a todos lados y se remontó los contagios muchísimo. A mí me triplico la venta, estuve sin stock de cerveza, y el segundo confinamiento, con más experiencia, empecé a seguir laburando” señaló. “Ahora se habla mucho de un ´pase sanitario´ para conciertos, festivales que te piden ese pase”.

Tour de Francia 2021

En Julio, su proyecto estará primero en la Fiesta de la Confluencia y días después en Tour de Francia 2021.

“Mueve muchísima gente que viene a verlo. Es impresionante el mundo de gente que mueve, acá esperan en toda la región como 1 millón de personas, equipos, periodistas, yo voy a estar en un estadio con 400 periodista que viene a cubrirlo” comentó Pablo quien dimensionó tal evento como: “Me imagino que será como un recital del Indio (Solari)”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico