Entran de madrugada a una vivienda de Km 14 y le pegan tres tiros al dueño

El ataque ocurrió durante un robo en una vivienda de la calle Lilian Cabral, en Km 14. Dos delincuentes a cara descubierta ingresaron cuando la familia dormía. El propietario forcejeó con los ladrones y recibió tres tiros. Se encuentra hospitalizado fuera de peligro. La policía y el fiscal del caso identificaron a los presuntos autores.

El ataque se produjo ayer a las 2:30 en el inmueble de la calle Lilian Cabral al 900. El hombre víctima de los disparos, su esposa y un hijo menor de edad dormían cuando irrumpieron los delincuentes tras ingresar por la fuerza.

Según pudo saber El Patagónico, los individuos llegaron en una motocicleta y actuaron llamativamente a cara descubierta. Ante los extraños ruidos en el interior del domicilio, el dueño de casa se levantó sobresaltado y se enfrentó a los ladrones armados.

Protagonizó un forcejeo con ellos. En ese accionar uno de los delincuentes le efectuó tres disparos que dejaron malherida a la víctima. Recibió un tiro en la zona izquierda del pecho, otro en el brazo izquierdo y el restante en la mano derecha, precisaron fuentes oficiales.

Luego los ladrones tomaron un bolso que solamente tendría documentación y escaparon a bordo de la motocicleta. El herido, en tanto, fue trasladado de urgencia a la guardia del Hospital Regional, mientras la policía de la Comisaría Mosconi se abocó a la búsqueda de los “motochorros”.

Con el aporte de testimonios de vecinos del lugar, los efectivos pudieron identificar un domicilio de la zona donde habría ingresado uno de los asaltantes. Y otro grupo de uniformados persiguió a un motociclista que finalmente abandonó el rodado en la oscuridad y se introdujo a una vivienda, también de Kilómetro 14. La moto fue secuestrada.

El funcionario fiscal de turno, Cristian Olazábal, dispuso una consigna policial afuera de los mencionados domicilios, mientras continuó la investigación.

Con el correr de las horas se supo que el herido estaba internado fuera de peligro y anoche personal de la Brigada de investigaciones le tomaba entrevista para conocer más detalles sobre lo sucedido.

Después de las 19 el juez de turno dispuso una serie de allanamientos que al cierre de esta edición cumplía la policía de la Comisaría Mosconi que trabajó en el caso.

Incluso en los procedimientos estuvo presente el representante fiscal para corroborar la tarea de los auxiliarse de la Justicia, y analizar el pedido de detención de los sospechosos.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico