Murió tras caer de una pendiente de 80 metros

Al adolescente lo buscaban desde el sábado a la noche en la zona de Laguna La Zeta.

Alrededor de las 10 de este domingo un efectivo policial de la Seccional Segunda de Esquel dio con el cuerpo del joven identificado como Nicolás Villarroel (17) que en la noche del sábado fue denunciado como desaparecido por su amigo y acompañante de la misma edad.

El cuerpo del infortunado joven se encontraba en un sector arenoso luego de caer de una considerable pendiente que da entre los últimos cortafuegos de Laguna La Zeta, hacia el barrio Cañadón de Bórquez.

La búsqueda nocturna se interrumpió a las 2 de este domingo y se retomó pasadas las 8 de la mañana y según trascendió, el mismo sector del hallazgo había sido recorrido pero la nocturnidad y los peligros que conlleva hacerlo impidieron una búsqueda exhaustiva.

Del dispositivo de búsqueda participaron personal policial de las seccionales Primera y Segunda, área operaciones de Unidad Regional Esquel, Gendarmería Nacional, Brigadistas de Parques Nacionales, etcétera, con la coordinación del titular de Protección Civil Municipal, Sergio Caneo.

Se hizo presente en el lugar la fiscal María Bottini y el jefe de la División Criminalística, Damián Leyes. Se tomaron fotografías con levantamiento de elementos varios (teléfono celular, gorra, restos de vidrios y lata de cerveza Quilmes, entre otros).

Según fuentes policiales, el joven cayó a un precipicio desde una altura de entre 70 y 80 metros, mientras fueron secuestradas prendas de vestir y una mochila que tenía colocada con rastros de vidrio. A las 12:45 se dispuso el retiro del cuerpo del lugar procediendo a la extracción del mismo con personal de rescate especializado a cargo de Darío Leguizamón y con la coordinación del área de Protección Civil municipal.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico