Nene de dos años perdió un dedo en un tobogán en "las 1.008"

Un pequeño de dos años jugaba en un tobogán de la plaza ubicada en el sector 5 del barrio 30 de Octubre cuando sufrió un accidente y tuvieron que amputarle un dedo.

N.M (2), jugaba en un tobogán y sufrió un accidente. Al pequeño tuvieron que amputarle el dedo pulgar izquierdo, relató Griselda Galarza, abuela del menor a este medio.

El nene inmediatamente fue asistido y trasladado al Hospital Regional. “Ya hubo varios nenes que en la semana tuvieron ese mismo accidente y nadie hizo nada, el sábado lo único que hicieron fue soldar el tobogán donde mi nieto se accidentó”, describió la familiar quien al mismo tiempo cuestionó el estado de la plaza.

UN CASO SIMILAR EN EL VERANO DE 2019

El 17 de enero de 2019, tal como lo publicará El Patagónico- en su edición digital- una nena de dos años jugaba en una calesita en la plaza de Rivadavia y Viamonte y sufrió un accidente y tuvieron que amputarle un dedo.

Una vez que fue asistida por personal médico, familiares de la niña se presentaron en la Seccional Segunda para asesorarse sobre las acciones legales que deberían hacer en contra del área responsable del mantenimiento de los juegos.

A la pequeña se le trabó un dedo en un caño oxidado y tuvieron que amputárselo. La nena fue asistida en una clínica privada durante esos últimos días.

En el año 2013 una situación similar ocurrió en la Plaza de Las Naciones. Tomás, de 6 años, sufrió un accidente mientras jugaba con su hermanito de 3 en la calesita integradora. En aquella oportunidad, al niño se le trabó el dedo índice de la mano derecha en el eje del sistema de rotación de la calesita, perdió la falange y le afectó un tendón.

Este tipo de instalaciones siempre requieren mantenimiento, controles y certificaciones que garanticen la seguridad de quienes lo utilizan.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico