Ampliaron imputación por causa de robo de placas en cementerio

Fue en marzo, en Trelew. Una joven pareja fue demorada cuando estaban en la chatarrería donde intentaron vender lo robado del Cementerio Municipal.

Esta mañana se llevó adelante una audiencia en sala de oficina judicial ubicada en tercer piso de los tribunales en Trelew, donde el Ministerio Público Fiscal representado por la procuradora de fiscalía Julieta Gamarra, amplió la imputación respecto a un hecho ocurrido en el cementerio local, donde se produjo el robo de placas pertenecientes a tumbas del lugar.

De acuerdo a lo relatado por la procuradora fiscal, el día 30 de marzo cerca de las 14,30 los imputados Daniela Calcavechia y Rodrigo Quiñones se acercaron al cementero municipal y ejerciendo fuerza sustrajeron placas de bronce, cobre y aluminio de diversas tumbas y nichos, introduciendo luego los elementos en dos mochilas.

Esto fue siendo observado por un empleado del lugar que los ve salir rápidamente, y ante el apuro por escapar arrojan una de las mochilas. Posteriormente se acercan a una parada de taxi, abordando un vehículo que los lleva hasta la intersección de Eva Perón y Gallina, donde existe una chatarrería propiedad de Miguel Angel Otero, a quien le vendieron cinco placas metálicas rectangulares de defunción por la suma de 6500 pesos.

En esas circunstancias son aprehendidos por personal de la brigada de investigaciones que se mantenían al tanto de la situación informados por el centro de monitoreo, procediendo al recupero de las placas que son entregadas voluntariamente por el propio Otero, que manifiesta no querer tener problemas. Tanto Calcavechia como Quiñones tienen causa abierta por el delito de robo.

Al día siguiente se realizó un allanamiento y se procedió al secuestro de, entre otras cosas, treinta y tres placas fúnebres más que se encontraban en el domicilio de Otero, las que se encuentran nominadas conteniendo datos personales de cada persona fallecida e incluso fotografías. La calificación legal provisoria es por el delito de encubrimiento agravado por haber actuado con ánimo de lucro, conforme al artículo 277 inciso b del código penal. A cargo de la investigación se encuentra el fiscal general Gustavo Núñez y la procuradora de fiscalía Verónica Van Vliet.

Ante la presentación fiscal, el defensor Abdón Manyauik no puso objeciones a la posibilidad de apertura de investigación y el Juez Fabio Monti comunicó al imputado del proceso que se llevará adelante de acuerdo a la calificación de fiscalía y por el término de seis meses.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico