Candela Velázquez se prepara para dos mundiales en Europa

La joven palista trelewense se prepara para participar en septiembre en el Mundial de Velocidad en República Checa y luego el de Maratón en Rumania.

Durante la mañana de este jueves, el presidente de Chubut Deportes, Gustavo Hernández, recibió en su despacho a la palista de Trelew, Candela Velázquez. La joven de 15 años, que integra la lista de 56 deportistas que forman parte del programa Becas Deportivas, visitó al ente deportivo provincial junto a sus padres para informar lo que sigue en este 2021 que comenzó con grandes logros deportivos.

El pasado 24 de abril, Candela logró clasificar al Mundial de Maratón tras ganar el Selectivo Nacional que se llevó a cabo en Concepción del Uruguay, Entre Ríos.

“El Selectivo fue de Maratón, se corrió 20 km con acarreo. Hice un tiempo de 01hs 40min, salí primera y quedé seleccionada para el Mundial”, detalla Velázquez. “La verdad es que me sentí bien, muy bien por el lugar, Concepción era un muy lindo lugar para correr. En cuanto a los resultados era lo que estábamos tratando de buscar”.

La curiosidad es que Candela participará para dos mundiales de canotaje: Tanto en Maratón como en su modalidad de Velocidad, la tendrán como representante Argentina. Tras conseguir el 1° lugar en Concepción, se esperaba que se realice un nuevo Selectivo Nacional el 8 de mayo en la modalidad Velocidad; la situación sanitaria del país en el marco de la pandemia, hizo que se suspenda la competencia. Pero se tomaron las marcas de 2020 como clasificatorias y gracias a su gran desempeño, Candela consiguió su lugar en el Mundial que se realizará en Republica Checa.

“La diferencia entre ambos es que Velocidad son pocos metros, son 1.000 – 500 – 200. Mientras que Maratón son kilómetros. Cambiamos de modalidad porque queríamos tener la posibilidad de tener experiencia para viajar a los mundiales. En velocidad habían dicho que no viajaba la Federación” explica Velázquez.

UN ATLETA, DOS MUNDIALES

Hace solo un par de días que Candela comenzó con la preparación para los mundiales. Serán dos competencias durante el mes de septiembre: Del 10 al 12, Mundial de Velocidad en República Checa y del 30 al 2 de octubre, Mundial de Maratón en Rumania. El proceso de entrenamiento durará 3 meses: “Es un poco complicado prepararse, pero la verdad es que se siente muy bien estar en dos mundiales con dos disciplinas diferentes” asegura.

Su padre y entrenador, Manuel Velázquez, destaca que “El entrenamiento es más específico. Hay que programar muy bien los tiempos y lo pudimos hacer gracias a que armamos un gran equipo. Tenemos un grupo de entrenadores con Daniel Martinovich, entrenador del seleccionado nacional por parte de la Federación; Peto Ruiz se hará cargo de la parte física y yo del entrenamiento personal de ella. Ya comenzamos con los entrenamientos con vistas a los mundiales. Es muy difícil por ahí preparar dos disciplinas a la vez en este nivel”. Además, Manuel aclara que “ella va a trabajar mucho la parte de atletismo, porque si bien no tiene que ver concretamente con el canotaje, tiene que ser rápida de piernas para el nivel europeo. En cuanto a la parte física, lo bueno es que primero corre en Velocidad y después Maratón. Se puede realizar una buena puesta a punto en las dos disciplinas”.

PRIMEROS AÑOS EN CANOTAJE

Candela llamó la atención en el canotaje nacional desde muy temprana edad. Su padre Manuel asegura que siempre lo dijo: “No solo por ser el padre, pero para mí es distinta al resto. Hoy en día lo reconocen todos los entrenadores nacionales y se ve en el apoyo que tiene ella en la Federación Argentina de Canoas (FAC). En varias cuestiones que han ido pasando, vemos que la tienen en cuenta en el ámbito nacional. Ella es completa, si tengo que arriesgar te diría que es la palista más completa del canotaje argentino. Porque es muy buena en Velocidad y creemos que es muy buena en Maratón también”.

La palista nos cuenta que conoció el deporte antes de cumplir 6 años: “Me llamó la atención el deporte en sí, porque si bien había pasado por muchos deportes antes, me gustaba que estaba al aire libre y disfrutaba de eso. Ya había visto las competencias cuando corría mi papá y un día decidí subirme y empecé a correr”.

“Cuando cumplí 12 comencé a empeñarme más y tener buenos resultados en Nacionales”, agrega. “Si bien por mi edad lo seguía tomando como un juego, ya corría en la Selección y ahí cambió todo. Cuando fui a correr por primera vez con la Selección Argentina, como no sabía bien cómo era el ambiente o lo importante que era, ahí me di cuenta dónde estaba parada y lo que estaba haciendo”.

Un punto de inflexión en su joven carrera fueron los Juegos Nacionales Evita: Candela participó en 3 ediciones entre el 2017 y el 2019, nunca se bajó del podio: “A los Juegos Evita fui a los 12, 13 y 14 años. Fue muy lindo. Son disciplinas y botes diferentes a los que uso, en Evita se usa el Slalom y yo practico en K1. Nunca había probado un bote así antes y fue una buena experiencia. Allá en Mar del Plata es todo muy diferente: Usan un circuito además, donde tenés que doblar, girar, hacer de todo”.

En su primera presentación en Evita en el año 2017 consiguió 2° puesto, en el 2018 fue Campeona Nacional y en el 2019 varió entre la 1° y 3° posición en distintas modalidades y recorridos. “Creo que los Evita me ayudaron para el desarrollo como deportista”.

CONTINUAR EN LA PANDEMIA

“El 2020 fue un poco duro para mí porque, al igual que todos, no estaba en mis planes estar encerrada en casa durante todo el año. Ese año íbamos a remar más en Velocidad y abocarnos más a eso, pero no pudimos. Me aboqué más al estudio y a entrenar la parte física en el gimnasio” explica Candela sobre cómo vivió su cuarentena.

Un punto fundamental el año pasado para muchos atletas fue no perder la motivación ante la falta de competencia. La ventaja de Candela fue tener a su entrenador en su propia casa: “La mejor motivación que tenemos nosotros es que ella siente que yo soy un compañero más” cuenta Manuel. “Si la veía un poco decaída trato de encontrarle la vuelta para levantarle el ánimo para entrenar. No deja de ser chica y a veces no tiene ganas o prefiere hacer otras cosas, por eso uno tiene que acoplarse a eso y seguir con el entrenamiento aunque ella no lo vea así. En la pandemia estuvimos mucho tiempo encerrados, por eso nos pusimos un horario para entrenar y después compartíamos otros momentos más familiares, como la cocina casera”.

“Hizo un muy buen trabajo de pretemporada durante todo el 2020, incluso corría en el patio de casa. Ella es muy disciplina, tanto con las comidas cuando tiene que cuidarse como en el entrenamiento; uno solo le da la guía” añade.

Manuel y Candela viajarán el 5 de septiembre a Hungría, donde harán sede entre las competencias y realizarán la última parte de la preparación para los mundiales. Desde la FAC aseguraron que no llevarán una delegación oficial a la competencia de Velocidad, esto implica que Manuel va a presentar una nota a la Federación para que lo avalen como entrenador del Seleccionado Nacional. “Si bien yo soy entrenador nacional, estoy en el Nivel de Inciación. Por eso necesito el aval de ellos, que según las autoridades de la Federación no existiría ningún problema para llevarlo adelante”, remarca.

Este contratiempo lleva a otro problema, el económico. Candela aun no tiene la edad suficiente para recibir un apoyo de la FAC y, en este sentido, el anuncio de las becas deportivas de las que forma parte, es una gran ayuda para la familia Velázquez. “Para nosotros la beca de Chubut Deportes es muy bueno”, asegura Manuel. “Como padres que nos encargamos de los gastos, somos muy agradecidos en ese sentido. A Candela la sacamos de la parte económica, queremos que no la condicione, que vaya y sea libre de tomar decisiones fuera de eso. Después nosotros lidiamos, hacemos mala sangre si no llegamos para viajar y cualquier inconveniente que puede surgir; pero no lo trasmitimos a ella. Nos sirve mucho la beca, Candela siempre llevó la bandera de Chubut Deportes. Siempre buscamos representar a la provincia”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico