Detienen a un conductor alcoholizado

Un hombre de 38 años desencadenó esta madrugada una persecución policial en la que atentó contra dos policías de la Sección Motos.

Hoy a las 0:30 un hombre de 38 años, identificado por la Policía como Cristian Ovalle, fue detenido por la División Motos en el barrio Stella Maris luego de una persecución por la zona del barrio Stella Maris en la que hubo disparos.

Según informaron las fuentes policiales, personal de la División Motos en Eustaquio Molina y Saturnino López observó a un vehículo Renault modelo Sandero Stepway -dominio MQN 359- negro que conducía a contramano, por lo que le efectuaron señas para que el conductor detuviera su marcha, pero éste escapó.

La persecución que inmediatamente se produjo involucró a más de media docena de motociclistas por las calles Pedro Pablo Ortega y Víctor Manso, en donde el conductor en fuga le arrojó el vehículo a uno de los policías que cayó de la Honda Tornado 250 RI 273, provocando que el mismo cayera al suelo, ocasionándole lesiones leves.

Con la persecución cada vez más intensa, el conductor arrojó el vehículo a otro policía que iba en la moto RI 269, quien también rodó al suelo, terminando con lesiones de carácter leve.

Impedidos de detener la marcha del conductor, uno de los policías utilizó su escopeta con balas goma como acto intimidatorio, destrozando la luneta del auto. Recién entonces el conductor en fuga detuvo su marcha en calle Código 518 al 600.

La funcionaria de fiscalía Andrea Serer hoy al mediodía imputó a Ovalle por daños, lesiones y desobediencia a la autoridad, delitos que finalmente la juez penal de turno Mariel Suarez formalizó, dando lugar a la apertura de la investigación preparatoria y dictando su libertad.

La Policía además le abrió una causa a Ovalle por la violación a la cuarentena y por infracción al artículo 205 del Código Penal.

El vehículo además quedó secuestrado a disposición del Juzgado de Faltas ya que se comprobó con un test de alcoholemia que Ovalle conducía en estado de ebriedad, con el doble del mínimo permitido de alcohol en sangre.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico