En la Patagonia ya hay un 36,5% de pobres

La pobreza es del 41,7% y la indigencia el 11,9% en 2023 y en cuanto a los grupos de edad, según condición de pobreza, más de la mitad (58,4%) de las personas de 0 a 14 años son pobres. Estos datos son previos a la asunción de Javier Milei, por lo cual lo que se espera de este semestre no es nada halagüeño.

Durante el segundo semestre de 2023 se registró un aumento de la pobreza en comparación con el mismo período del año anterior y contra el primer semestre del 2023. El dato difundido por el Indec indica que, entre julio y diciembre del año pasado, la pobreza alcanzó el 41,7% de la población, cuando el último dato había arrojado un 40,01%. Al mismo tiempo, hubo un fuerte incremento de la indigencia.

El porcentaje de hogares por debajo de la línea de pobreza (LP) alcanzó el 31,8%; en ellos reside el 41,7% de las personas. Dentro de este conjunto, se distingue un 8,7% de hogares por debajo de la línea de indigencia (LI), que incluyen al 11,9% de las personas. Esto implica que, para el universo de los 31 aglomerados urbanos, por debajo de la pobreza se encontraron 3.193.297 hogares, que incluyen a 12.300.481 personas; y, dentro de ese conjunto, 869.821 hogares se encuentran por debajo de la indigencia, lo que representa 3.520.174 personas indigentes. Si se expande el análisis al total de la población, por fuera de la Encuesta Permanente de Hogares, la pobreza alcanza a 19,5 millones de personas.

Por otra parte, hay que considerar que estas cifras son las que dejó el gobierno de Alberto Fernández, por lo cual es dable esperar cifras aún más dramáticas del semestre en curso, teniendo en cuenta las políticas que implementan los hermanos Milei desde que llegaron a la Casa Rosada.

COMPARACIONES

Con respecto al primer semestre de 2023, la incidencia de la pobreza registró un aumento tanto en los hogares como en las personas, de 2,2 y 1,6 puntos porcentuales, respectivamente. En el caso de la indigencia, mostró un aumento de 1,9 puntos en los hogares y de 2,6 puntos en las personas.

Dado que la incidencia de la pobreza y la indigencia resultan de la capacidad de los hogares de acceder a la Canasta Básica Alimentaria (CBA) y a la Canasta Básica Total (CBT) mediante sus ingresos monetarios, se observó que, con respecto al semestre anterior. En promedio, el ingreso total familiar aumentó un 69%. Las canastas regionales promedio aumentaron 81,6% (CBA) y 75,8% (CBT)

Los ingresos en el período estudiado aumentaron a un nivel inferior tanto con respecto a la CBT como a la CBA. Así, ambas tasas, pobreza e indigencia, presentan un incremento en el presente semestre con relación al semestre anterior. Teniendo en cuenta que la brecha de la pobreza es la distancia entre los ingresos y las canastas de los hogares pobres, se observó que la brecha de la pobreza de los hogares se ubicó en 39,2%. El ingreso total familiar promedio de los hogares pobres fue de $ 211.184, mientras que la CBT promedio del mismo grupo de hogares alcanzó $ 347.082. La distancia entre los ingresos de los hogares pobres y la CBT aumentó respecto del primer semestre de 2023.

EDAD Y GEOGRAFIA

En cuanto a los grupos de edad según condición de pobreza, más de la mitad (58,4%) de las personas de 0 a 14 años son pobres. El porcentaje total de pobres para los grupos de 15 a 29 años y de 30 a 64 años es de 47,0% y 36,8%, respectivamente. En la población de 65 años y más, el 17,6% se ubicó bajo la línea de pobreza.

Las mayores incidencias de la pobreza en personas se observaron en las regiones Noreste (NEA), 48,4%; y Noroeste (NOA), 45,6%. Las menores, por su parte, se registraron en las regiones Patagonia, 36,5%; y Pampeana, 40,4%. En los aglomerados de 500.000 y más habitantes se observó un aumento de la pobreza de 1,1 puntos, en tanto en los aglomerados de menos de 500.000 el incremento es de 3,9 puntos con respecto al primer semestre de 2023.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico