Ferro cumple 92 años y lo festeja con obras y proyectos

El SUM y el sintético del playón deportivo ya son una realidad. Ahora, la comisión directiva presidida por Darío Pritchard apunta a finalizar los vestuarios y el quincho, mientras se proyecta el relleno de la cancha.

Un 9 de diciembre de 1929 nació el Club Ferrocarril del Estado, que este jueves está cumpliendo 92 años con la certeza de que, después de un largo tiempo, la máquina ya está encarrilada hacia un progreso muy anhelado desde su fundación.

Darío Pritchard, titular de la representativa entidad de Kilómetro 5, habló con El Patagónico sobre este feliz presente, que los encuentra con el salón de usos múltiples y el playón de césped sintético finalizados en su totalidad.

“Estamos felices de cumplir un aniversario más. Son 92 añitos de este club tan grande, lleno de gloria, a pasitos del centenario y a la espera de inaugurar las obras que venimos gestionando desde hace cuatro años y que ya las vemos reflejadas. Estamos felices y orgullosos de dejar una huella en este club tan grande”, remarcó.

Asimismo, destacó: “doy las gracias a todas las personas que me acompañan, a la comisión directiva. Junto a Julio, Cristian, Martín, Eduardo, Néstor, Isabel, decidimos subirnos a este tren, en este viaje tan hermoso, que es el club Ferrocarril del Estado”.

Mientras tanto, hay proyectos a corto y a largo plazo. “En lo cercano, vamos a ver si el año próximo terminamos los vestuarios y el quinchito, que también nos está costando, pero dentro de poco vamos a tenerlo terminado. Además, está el proyecto del relleno de la cancha. Apenas termine el torneo, se pondrá manos a la obra, pondremos nuevo alambrado y haremos el relleno para nivelar el perímetro de la cancha”, adelantó Pritchard.

Formalmente, la fecha de fundación de Ferro es el 9 de diciembre de 1929 pero comenzó a gestarse cuatro años antes, con Tomás Bakirdgis entre uno de los socios fundadores.

Pedro Galeano, Restituto Martínez, Héctor Usabel, Justo Rodríguez, Pedro Díaz, Daniel Avila, Pedro Berzán, Raúl Vargas y Marcos Roberts, entre otros, le pusieron cuerpo y alma a lo que sería el terreno de juego.

Trabajadores ferroviarios amantes del fútbol, como José Pérez, Eugenio Verdu (jefe de almacenes de ferrocarril) y Nicolás Alvarez, fueron los primeros dirigentes de la entidad de la zona norte de Comodoro Rivadavia, donde también se destacó la gestión del médico del ferrocarril Elías Rosner y, sobre todo, la presencia y labor de Segundo Roberts, un símbolo de la institución muy recordado.

Otros dirigentes que aportaron su granito de arena al club fueron Oscar Alustiza y Juan Arpa, pero fue bajo la presidencia de Francisco Cruz en 1957 cuando se construyó la tribuna de cemento de doce metros de alto, con capacidad para más de 200 personas sentadas, y debajo se construyeron los vestuarios local, visitante y para los árbitros junto a la utilería.

Pasaron los años, dirigencias, planteles, hinchas, pero la pasión “ferroviaria” sigue siendo la misma de aquellos fundadores que dejaron una huella a seguir.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico