La bala que mató a Rafael Nahuel es apta para el cotejo

Peritos determinaron que el proyectil puede ser comparado con las muestras extraídas de las armas de los efectivos de Prefectura que participaron del operativo en la Villa Mascardi. De este modo se podrá saber quién le disparó al joven.

Rafael Nahuel murió el 25 de noviembre del año pasado como consecuencia de un disparo de una bala calibre 9 milímetros, todo indica que disparado por un efectivo de Prefectura, cuando la fuerza federal patrullaba el territorio de Villa Mascardi ocupado por una organización mapuche. Ese proyectil es completamente apto para ser cotejado con las muestras extraídas de las armas de todos los efectivos que formaron parte ese día del operativo. Los trabajos, que permitirán determinar quién fue el autor del disparo, comenzarán a finales de enero.

La información fue proporcionada por la abogada Natalia Araya, querellante en la causa en representación de los padres de Nahuel, un joven de Bariloche de 22 años que ese día había ido hasta el lugar a apoyar el reclamo de la comunidad Lafken Winkul Mapu. Asimismo, advierte el Diario de Río Negro que fuentes del Juzgado Federal de Bariloche, que tiene a su cargo la investigación del caso, confirmaron la información.

Sobre el operativo y los sospechosos de disparar contra Nahuel se pudo saber que una patrulla a unos 1.000 metros de la Ruta Nacional 40, se cruzó con Nahuel y otros dos jóvenes, Lautaro González y Fausto Jones Huala, estaba integrada por efectivos de Albatros, la fuerza de elite de Prefectura. Ese mismo día, el juez federal de Neuquén Gustavo Villanueva, que subroga en el tribunal de Bariloche, ordenó el secuestro de todas las armas y los cargadores de los efectivos de seguridad presentes.

La mayoría de esas armas son subfusiles MP5, un arma ligera de fabricación alemana que puede llevar cargadores de 15, 20 y 30 cartuchos. Un selector de fuego sobre el gatillo permite disparos tiro a tiro, ráfagas y minirráfagas de tres tiros.

De cada cargador secuestrado (el que estaba con el arma y el de repuesto) se hicieron disparos para tomar testigos. Cada uno será comparado con la bala que mató a Nahuel, que, ahora se sabe, es apta para ese cotejo. De esta manera, las posibilidades de conocer el nombre del prefecto que disparó son muy grandes.

No obstante, no se descarta por las vainas que hallaron en el lugar y otros indicios que más de un albatro haya descargado sus 15 proyectiles contra los mapuches ese día.

Además de la bala también se tomaron como muestras las ropas de Nahuel, los otros dos jóvenes y los albatros; todo está siendo analizado por Gendarmería en Buenos Aires.

En el Departamento de Caracterización de Materiales del Centro Atómico Bariloche se realiza además la identificación de las partículas que tenían en las manos la víctima, González, Jones Huala y los albatros, a partir de muestras de cintas de carbono tomadas también en noviembre. Luego, peritos forenses determinarán si esos hallazgos permiten determinar que cada persona disparó armas de fuego ese día.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico