La libertaria de 23 años asignada como directora del RENAPER rechazó el cargo

Geraldine Calvella finalmente no tomará el cargo por el que iba a recibir un suculento sueldo pese a no tener experiencia en el área.

Tras ser designada al frente de la Dirección de Fiscalización de Centros de Documentación del Registro Nacional de las Personas (Renaper), sin tener experiencia previa, la militante libertaria de 23 años Geraldine Calvella, desistió del cargo luego de la fuerte polémica.

Calvella tomó la decisión por el gran revuelo que generó su arribo al Renaper en redes sociales. Su sueldo millonario y sus 23 años, casi sin experiencia laboral, motorizaron una serie de fuerte criticas por su designación, lo que motivó a la joven a rechazar el trabajo.

La joven es oriunda del partido bonaerense de Saladillo y su única experiencia laboral es haber sido "asesor político" en la Cámara de Diputados, según su perfil en la red social Linkedin. Además, allí también precisó que estudió dos años Medicina en la Universidad Maimónides y luego dejó la carrera para comenzar en diciembre pasado a cursar Derecho en la Universidad Siglo 21.

Según trascendió en redes sociales, fue designada al frente de una Dirección en el RENAPER el 15 de enero, con un sueldo bruto de 2.732.002,60 pesos: una imagen de su recibo de sueldo se viralizó, para desatar la polémica y los cuestionamientos al presidente Javier Milei por el nombramiento de militantes en la estructura gubernamental.

Los furiosos usuarios de X, la red social antes conocida como Twitter, apuntaron contra el jefe de Estado y criticaron que públicamente se queja de que se haya utilizado al Estado como “búnker” de militantes. Ante la viralización del nombramiento, Calvella puso en modo privado sus redes sociales para no recibir críticas.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico