Avila está molesto con los legisladores ausentes

El titular de Petroleros Privados y de Petrominera, Jorge Avila, reiteró ayer que los gremios que nuclean trabajadores que se desempeñan en la actividad petrolera solamente garantizarán la paz social hasta el miércoles 20. Además, se lamentó por las ausencias de seis legisladores nacionales en la cumbre del lunes en Rawson.

El titular de Petroleros Privados, Jorge Avila, cumplió ayer otro día de intensa actividad en Buenos Aires, donde se reunió con autoridades del Ministerio de Trabajo y directivos de la empresa DLS, con los que avanzó en la solución de los sueldos mal liquidados por la firma y que motivaron una puntual manifestación el último viernes, tal como publicó en exclusiva El Patagónico.
En diálogo con Radio Del Mar, el también presidente de Petrominera fue claro al describir la situación como "muy compleja y dura", aunque confió en que, luego de la movilización y reunión en Rawson del lunes, "el gobierno nacional tome debida nota y adopte las medidas que son necesarias para asegurar los puestos de trabajo".
Avila rescató la decisión del gobernador Mario Das Neves, pero lamentó que, en el encuentro del lunes solo estuvieran en Rawson los legisladores nacionales Mario Pais y Santiago Igón, senador y diputado nacional por el Frente para la Victoria. No estuvieron los senadores Alfredo Héctor González Luenzo y Nancy González, como tampoco los diputados nacionales Jorge Taboada, Sixto Bermejo, Nely Lagoria y Ana Llanos. Esta última, sin embargo, ayer vino a Comodoro para expresarle su solidaridad al intendente Carlos Linares (ver página 4).

"DE VACACIONES"
"Nos preocupó y molestó que no estuvieran todos porque esto es importante para toda la provincia y ellos son sus representantes en el Congreso. Luego nos explicaron que estaban de vacaciones, pero tampoco recibimos ningún llamado telefónico para transmitir su acompañamiento", afirmó.
Finalmente, el también titular de Petrominera Chubut recordó que "esto no es solo un reclamo de los trabajadores. Si se caen 3.000 puestos de laburo, las consecuencias las van a tener todo Comodoro y la provincia porque estamos hablando de 900 millones de pesos que, en sueldos, se reinvierten en la ciudad y en la región. Es realmente preocupante y por eso esperamos una clara definición de Nación", reiteró.
En tanto, el intendente Linares sostuvo ayer que "hay empresarios de vacaciones en plena crisis". Lo dijo en el municipio, en el marco de su análisis posterior a la reunión del lunes en Rawson para analizar el conflicto petrolero junto al gobernador Das Neves.
Y así como Avila cuestionó a los legisladores que no fueron a la convocatoria, el jefe comunal cargó contra los empresarios. "Las empresas locales hidrocarburíferas han tenido muy poca actividad en defensa de los puestos de trabajo de nuestra gente en plena crisis", reclamó, considerando que deberían reflejar la misma preocupación que el municipio y los gremios por el sostenimiento de la paz social.
Criticó entonces que "hay empresarios que conozco y que hace muchos años atrás no estaban bien económicamente. Hoy tienen casas en otros países, tienen campos y lo han hecho con plata de los comodorenses", pese a que no demuestran interés en colaborar con la situación actual.
Pero la mirada crítica no sólo se centró en el ruedo empresarial sino también en el Gobierno nacional ante la falta de autoridades en la reunión del lunes, sobre la que trasparentó que "pensaba tener una resolución en Rawson, o una esperanza más concreta, pero no estuvo sentada gente de Nación en la mesa y no pudimos cerrar el tema. Después de 109 años de historia de una ciudad que le dio mucho al país, creo que no le estamos pidiendo nada de otro mundo al Gobierno nacional".
No obstante, Linares planteó que se sostendrán todas las acciones del municipio para reducir el impacto social de la crisis petrolera y defender los puestos de trabajo en yacimientos. "Nosotros no estamos esperando nada, vamos a seguir peleándola todos los días. En el documento acordado en Rawson está claro el petitorio con las necesidades de Comodoro Rivadavia", dijo.
Finalmente, recordó que "ahí está marcada una fecha (20 de enero) donde se vence una conciliación obligatoria con la operadora Tecpetrol y de no tener una solución, se podrán empezar a producir los primeros despidos en la Cuenca. Llegó la hora de sentarnos todos en la mesa y mantener el diálogo porque tenemos que defender, todos los comodorenses, nuestra actividad principal que es la petrolera y de donde se generan otras actividades".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico