Luque: "nos da vergüenza lo que pasa con los bonos de los jubilados"

Pese a las promesas para solucionar el problema, los inconvenientes persisten y los jubilados siguen peregrinando para obtener los bonos que les permitan movilizarse.

La falta de bonos para el transporte gratuito de los jubilados continúa y el sector intentó ayer un nuevo corte de calles del que finalmente desistió ante la continuidad de las gestiones, infructuosas a la fecha. Así lo indicó el referente del sector pasivo, Mario Quinteros, tras reunirse con el viceintendente, Juan Pablo Luque, y el concejal Nicolás Caridi (FpV) para sumar actores en el reclamo a Provincia.
Quinteros advirtió que él solo ya no puede sostener el reclamo dado que abarca a un número importante de población que recordó debe ser considerada prioritaria, con lo que reiteró la posibilidad de llamar a asamblea entre mañana y el lunes. No se descarta en ese marco la concreción de la movilización anunciada: "si no tenemos respuestas hoy (por ayer), convocaremos a conferencia de prensa y vamos a anunciar una asamblea a la que invitaremos desde el intendente a los concejales, y a toda la población. A mí ya no me da la fuerza pasa asumir solo al responsabilidad sobre tan acuciante problema, y aunque no sería conveniente una movilización, no queda otra solución. Aspiramos a que los que tienen responsabilidades políticas presten atención y den solución definitiva a este tema", dijo.
Luque informó en tanto que mantuvo comunicaciones telefónicas con Gonzalo Carpintero, secretario General de la Gobernación, y que se esperaba una respuesta. Recordó que en este lapso, además, el vicegobernador Mariano Arcioni se había reunido con la empresa prestadora del transporte público y que esta última había entregado una serie de bonos para repartir entre los centros de jubilados, aunque sólo fue un paliativo.
"Necesitamos una repuesta hoy, no podemos esperar más porque los jubilados no pueden seguir aguardando la demoras del Estado. Estamos tratando de destrabar este tema y en gestiones permanentes. Hay una deuda muy importante por parte del Gobierno provincial con la prestadora del servicio, de más de 14 millones de pesos, pero el Estado es uno solo y, más allá de las cuestiones que tienen que ver con al declaración de la ley de emergencia, hay cuestiones que son básicas y prioritarias y no estamos hablando de cifras como las de obras pública. A nosotros nos da vergüenza la situación a la que llegamos", lamentó.
A lo dicho, Quinteros agregó que la franja que representa registra muchas deficiencias y que incluso hay jubilados que están desatendiendo su salud porque no tienen manera de movilizarse. "Tenemos que hacer rápidamente algo porque después pasa algo a cualquier jubilado, así sea uno solo, y ¿quién va a asumir la responsabilidad? Más allá de reconocer y solidarizarme con cada problema que tenga la Provincia y la ciudad, este sector tiene que estar en primer lugar por un sinnúmero de cuestiones" reclamó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico