Organizaciones políticas de Comodoro repudiaron la represión en PepsiCo

En la CTA, organizaciones sociales y partidos políticos de Comodoro se reunieron ayer para repudiar la represión a los trabajadores despedidos de la multinacional dedicada al rubro de alimentos. En ese marco elaboraron un documento y señalaron que no es un hecho aislado, sino más bien parte de una política que se impulsa desde el gobierno de Macri y que incluso se replica en Chubut.

Luego de que el jueves fuerzas nacionales desalojaran y reprimieran a los trabajadores que la compañía PepsiCo despidió de su planta de Vicente López, la cual habría cerrado por ser inviable para la multinacional, desde distintos puntos del país se manifestaron en contra de este accionar que fue amparado por el Gobierno nacional, ahora también cuestionado por avalar los despidos con violencia.
En ese marco, organizaciones sociales y partidos políticos de Comodoro Rivadavia decidieron reunirse ayer y emitir un documento para repudiar la represión a los trabajadores. El encuentro se llevó a cabo en la sede que la CTA tiene sobre la calle Rawson, con presencia de referentes del Partido Obrero, el Foro Ambiental y Social de la Patagonia, el Partido del Trabajo y del Pueblo, la Corriente Clasista Combativa, el Sindicato de Prensa, el Partido Socialista de los Trabajadores Unificado, el Partido Comunista Revolucionario y el Movimiento Socialista de Trabajadores.
Allí los referentes de las diferentes organizaciones denunciaron que la represión no es un hecho aislado del Gobierno nacional, sino parte de una política que prioriza el ajuste sobre los que menos tienen. “Entendemos que este gobierno, que no solamente se mete con los sueldos y ocasiona despidos, también empieza a reprimir. Y entendemos que tiene que ver con la política de Macri y de los gobernadores que también permiten esto”, dijo en ese sentido Carmen De Brito, militante del PSTU.
Daniel Murphy, por la CTA, coincidió con el planteo y aseguró que la violencia también se traslada a la provincia. “Tenemos ejemplos de los compañeros procesados por luchar. Tanto los compañeros de la Corriente Clasista y Combativa que fueron investigados por pedir bolsones y trabajo, como el caso de Fernando García (fue detenido recientemente por la pintada de carteles políticos) y del compañero Carlos Magno, procesado por cortar una ruta hace tres años, además de las represiones que se han dado contra los pueblos originarios”, señaló el dirigente gremial.

TAMBIEN EN CHUBUT

Quienes integraron la mesa de discusión, que concluyó con la elaboración de un documento, señalaron que ante esta naturalización de la represión, la única receta para combatirla "es la unidad y la lucha", ya que el objetivo de esta política represiva “es instalar el temor y que puedan pasar estas políticas de ajuste sobre los salarios, ajuste de las políticas educativas y de salud y la flexibilización laboral que eso conlleva”.
En el documento se puso como ejemplo "la ola de despidos y suspensiones" que afecta a trabajadores petroleros, textiles, de prensa y empleados de Pepsi en la provincia.
En ese marco, se repudió "la militarización de los ámbitos laborales como sucede en los yacimientos de la Cuenca del Golfo San Jorge o en las comunidades originarias en la cordillera, favoreciendo así los intereses de los grandes monopolios como Pan American, Tecpetrol, Aluar y Benetton entre otros".
Finalmente, los referentes pidieron una "convocatoria inmediata a un paro nacional" de todas las centrales sindicales, organizaciones sociales y políticas, como una forma de expresar su rechazo a esta política neoliberal.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico