A Angel Nieves lo sorprendieron escondiendo una pistola de guerra en la mochila de su hija

Según la denuncia, a punta de pistola llegó hasta la casa de su expareja y se llevó a la fuerza a la mujer y a la nena de tres años.

Angel Nieves, fue detenido el jueves a las 22:30 cuando intentaba descartar una pistola calibre 40 marca “Thunder” con una bala en la recámara. La había escondido en la mochila de su hija de 3 años, a la que -según alertaron familiares de su expareja a la policía- sacó por la fuerza junto a la mujer.

El incidente ocurrió en la casa de familiares de la mujer en Florencio Sánchez al 3400. En enero le habían dictado prohibición de acercamiento por violencia familiar, pero a los tres meses la medida venció y no se renovó.

A Angel Nieves (23), en enero se le había dictado una prohibición de acercamiento a su expareja por violencia familiar. Pero la medida duró tres meses, se venció y no se volvió a dictar unan nueva prohibición de acercamiento, según fuentes policiales.

El jueves a las 22:30 familiares de la expareja de Nieves llamaron a la policía porque este había llegado a la vivienda de Florencio Sánchez 3400, totalmente “sacado” y empuñando un arma de fuego se llevó a la fuerza a la mujer y a su hija de tres años, bajo amenazas de arma de fuego.

“Está re loco nos quiere matar a todos” gritaban los familiares. De esa manera, la policía de la Seccional Cuarta efectuó un rastrillaje y a las cuatro cuadras, sobre Estados Unidos y Florencio Sánchez, cerca de un playón polideportivo, sorprendió a Nieves caminando con la mujer y la niña.

Cuando observó el patrullero, según el informe policial, Nieves arrojó hacia un patio una mochila de “Disney Princesa”, de color rosado. La policía comprobó que en el interior tenía una pistola “Thunder” calibre 40, considerada arma de guerra por el Código Penal Argentino.

La pistola tenía número de serie, incluso estaba cargada con una munición en la recámara. A los policías les llamó la atención el origen del proyectil, marca USA ya que no es muy común ver este tipo de munición en la zona.

Así, creen que puede tratarse de alguna pistola robada por lo que fue secuestrada para el peritaje correspondiente.

Pese a que los familiares de la expareja de Nieves no quisieron radicar la denuncia en la comisaría, temerosos de represalias, la policía actuó de oficio y puso en conocimiento al Ministerio Público Fiscal del delito de la tenencia de arma de guerra, por lo que el individuo quedó a disposición de la Oficina Judicial.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico