Chubut mantendrá su política estatal de viviendas sociales

El gobernador ratificó ayer, en Puerto Madyn, la decisión del Gobierno provincial de continuar con su política de viviendas sociales, pese a las directivas y propuestas que llegan desde Nación, con las que se busca hacer desaparecer los institutos provinciales de viviendas. "La demanda es demasiada pero seguimos construyendo", dijo el mandatario provincial, en el acto en el que junto al intendente Ricardo Sastre entregó 37 casas a residentes de esa ciudad.

El gobernador Mariano Arcioni aseguró ayer en Puerto Madryn que en la Provincia “se están construyendo muchísimas viviendas” y aclaró que “la política de viviendas sociales se va a mantener”.

Arcioni indicó que la construcción de viviendas sociales “se está haciendo con muchísimo esfuerzo, a través del IPV” y reconoció que “la demanda existente es demasiada, pero seguimos construyendo y apostando a dar la jerarquía que tienen que tener”.

“Las políticas habitacionales a las que está apuntando Nación van a tender a hacer desaparecer los Institutos de Viviendas, no es que los van a dar de baja, sino que por las políticas de vivienda con los créditos UVA y demás van a desaparecer”, manifestó Arcioni, en relación a la política de viviendas impulsada por el Gobierno nacional.

Aclaró que en la Patagonia “no todos pueden acceder” a ese tipo de créditos para la construcción de viviendas y reafirmó que “por esa razón la política de viviendas sociales tiene que mantenerse”.

“Nosotros tenemos la responsabilidad de mantener el IPV para cumplir ese rol. Nosotros vamos a seguir manteniendo la función y el objetivo para el que fue creado el IPV. Es muy difícil lo presupuestario, pero lo tenemos asignado y tenemos que pedir la colaboración para que haya menos morosidad en el cobro de las cuotas”, expresó.

INVERSION DE 44 MILLONES

El titular del Ejecutivo Provincial encabezó ayer, frente al palacio aurinegro de Puerto Madryn, el acto de entrega de 37 nuevas viviendas construidas a partir de una inversión provincial de 44.270.887 de pesos.

El mandatario provincial estuvo acompañado por los ministros de la Familia, Martín Bortagaray; de Educación, Graciela Cigudosa; la diputada nacional, Rosa Muñoz, diferentes autoridades provinciales; el intendente de Puerto Madryn, Ricardo Sastre, y también concejales de la ciudad portuaria.

El gobernador manifestó: “estos actos de entrega de viviendas son los momentos más importantes y que valen la pena al ser funcionario, por eso quiero resaltar la decisión política tanto del gobierno provincial de construir estas unidades habitacionales como de parte de la intendencia de Puerto Madryn que cedió los terrenos para su concreción”.

En el mismo sentido el mandatario provincial felicitó “a todo el equipo del Instituto Provincial de la Vivienda por ponerse al hombro esta obra y así seguir avanzando en las políticas públicas que han sido establecidas como ejes fundamentales y principales de este gobierno por el gobernador Mario Das Neves”.

“Nosotros como funcionarios actuales tenemos la obligación de seguir adelante con esa impronta y ese legado, a pesar de la situación económica y financiera que todos ya conocen”, enfatizó, para luego comprometer la continuidad de trabajo “para que el IPV este cada vez más cerca de la gente para poder fortalecer la idea de construir más viviendas, porque sabemos que una vez que se tiene el techo propio uno tiene la tranquilidad de seguir soñando y proyectándose junto a su familia”.

CIMIENTOS Y TRABAJO CONJUNTO

El intendente de Puerto Madryn, Ricardo Sastre, remarcó: “los cimientos para construir una familia se fortalecen con la entrega de las llaves de una vivienda, y por eso digo que estos momentos son uno de los más gratificantes que tenemos como funcionarios”.

Asimismo, explicó: “seguramente quisiéramos cumplir con muchas más expectativas. Más aún en una ciudad que tiene un crecimiento tan importante como Puerto Madryn, dicho por censos y estadísticas a nivel nacional, pero en la medida que se puede y en un trabajo en conjunto con el gobierno provincial, vamos avanzando fuerte para atender las necesidades de nuestros vecinos”.

“Puerto Madryn es una ciudad que no cuenta con un gran banco de tierras como para poder dar soluciones habitacionales, por eso en su momento creímos que este era un buen lugar, porque es un ámbito que está cercano al centro, que tienen a un gran club al lado e iba dirigido al beneficio de empleados de dos gremios importantes como es el SEYOM y los empleados de comercio”, detalló el intendente.

Con beneficio a trabajadores de los Sindicatos de Empleados de Comercio y de Empleados y Obreros Municipales de Puerto Madryn, el nuevo barrio está compuesto por 36 viviendas de dos dormitorios cada una junto a un estar comedor, cocina, baño y lavadero, completando una superficie de más de 60 metros cuadrados y una vivienda adaptada para discapacitados. Y unidad habitacional que posee casi 75 metros cuadrados entre los que están distribuidos dos dormitorios, un baño para discapacitado, estar comedor, cocina y lavadero.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico