Dos jóvenes y un menor son enjuiciados por diversos robos cometidos en Sarmiento

César Olivar y un menor de 17 años están siendo juzgados por los delitos de robo agravado, encubrimiento, hurto, atentando y resistencia a la autoridad; todo ello ocurrido durante 2016. Mientras, otro de los integrantes de la banda, Leandro Alvarez, suma la calificación de privación ilegítima de la libertad. Fueron citados 36 testigos y el debate concluirá mañana.

En la sala de audiencias de la Oficina Judicial de Sarmiento se desarrolla el juicio oral y público contra César Andrés Olivar (19), Leandro Álvarez (229 y un adolescente. El tribunal unipersonal está integrado por el juez penal Jorge Novarino. Los tres acusados son asistidos por el defensor público Gustavo Oyarzún.

La fiscal Laura Castagno aseguró que demostrará las responsabilidades de cada uno de los imputados, mediante diferentes medios de prueba. La acusadora además anticipó que solicitaría que se le aplique una pena de 6 años de prisión efectiva para Olivar, 5 años de cárcel para Leandro Álvarez y peticionará la declaración de responsabilidad penal y tratamiento tutelar con medidas socioeducativas para el menor.

Durante la audiencia de debate, detalló que Olivar y el adolescente fueron investigados por tres ilícitos. El primero ocurrió el 9 de julio de 2016 en un domicilio de la calle Pellegrini. La policía al allanarle la casa se encontró con elementos de otro robo ocurrido el día anterior al investigado. Allí se incautaron numerosos electrodomésticos.

El segundo robo se registró ese mismo día en un domicilio de la calle Fontana. En esa oportunidad los jóvenes rompieron el vidrio de una ventana e ingresaron para alzarse con un televisor de 32 pulgadas y un acolchado de una plaza. Durante la persecución, Olivar apuntó con una pistola a los policías que le habían dado la voz de alto. Más tarde, mediante una orden de requisa, se recuperaron los elementos sustraídos.

El tercer robo se produjo el 3 de julio en una casa de la calle Lavalle del barrio Juan XXIII, donde actuaron Olivar, el menor y otro sujeto. Según la denuncia, de allí se llevaron un televisor de 42 pulgadas, un teléfono celular, tres controles remoto y dinero.

Un hermano de la víctima se enteró de la situación y salió tras los ladrones que se movilizaban en una camioneta Ford 100.

Allí Olivar descendió con un cuchillo e intentó apuñalar al hombre, a quien finalmente amenazó diciéndole: “te voy hacer cagar”.

MAS DELITOS

La fiscal indicó que Olivar está imputado por los delitos de encubrimiento por receptación, robo agravado por haber sido cometido en la modalidad de efracción y con la participación de un menor de edad, en concurso real con resistencia a la autoridad. También fue acusado por hurto simple y agresión con toda arma, agravado por la participación de un menor de edad. Se pretende una pena de 6 años de cárcel.

En tanto, al adolescente está acusado por daño y violación de domicilio. Castagno solicitará que se lo declare autor penalmente responsable y se lo someta al tratamiento tutelar de un año con medidas socioeducativas. Otras causas contra el menor incluyen su vinculación en un robo armado en el que está siendo juzgado Álvarez.

Este último habría ingresado el 8 de abril del mismo año al domicilio de la avenida Estrada donde un matrimonio dormía. Fueron entre tres y cuatro los sujetos que ataron a las víctimas con cables de alimentación de celulares. Se llevaron teléfonos celulares, tres relojes, alhajas, una computadora portátil, una filmadora, una cámara de fotos, una llave de automotor y $4.000.

Alvarez está imputado por los delitos de robo agravado por ser en poblado y en banda, y por el uso de arma de fuego. También se suma el agravante por fractura de ventana de un lugar habitado, en concurso real con privación de la libertad. La pretensión punitiva para la Fiscalía será de cinco años de prisión efectiva.

El defensor, en tanto, anticipó que la parte acusadora no podrá acreditar la autoría en cabeza de los imputados con el grado de certeza que requiere esta instancia. Por ello, pedirá la absolución de sus defendidos.

En la primera jornada de debate declararon tres damnificados, dos testigos de actuación y empleados policiales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico