El nuevo presidente de la SCPL cuenta con un proceso vigente por delitos de lesa humanidad

Esta mañana el fiscal general Teodoro Nünrberg recordó que el expolicia Guillermo Jones presenta cuentas pendientes con la Justicia por un caso de privación ilegítima de la libertad ocurrido en el año 1978.

Desde ayer, Guillermo Jones, ocupa el cargo de presidente del Concejo de Administración de la Sociedad Cooperativa Popular Limitada. Al respecto, el fiscal general Teodoro Nünrberg confirmó que el nuevo presidente de la Coperativa tiene un proceso penal vigente por delitos de lesa humanidad.

Jones, está acusado de ser “partícipe necesario de la privación ilegítima de la libertad” del matrimonio compuesto por Chill Groshaus y Alicia Beatriz Levich en junio de 1978.

Aunque el Tribunal Oral y Criminal Federal de Comodoro Rivadavia absolvió en septiembre de 2017 a Guillermo Jones, entonces jefe de la Unidad Regional de Policía en nuestra ciudad; el proceso permanece abierto debido a la apelación que interpuso el fiscal Nünrberg.

“Por entonces no fueron torturados pero fueron sometidos a una presión psicológica muy clara”, relató esta mañana el fiscal en diálogo con la Cien Punto Uno.

Y recordó que “el rol de Jones era jefe de unidad regional, en ese marco, tenía el control de todas las dependencias policiales, tenía una participación en los hechos, y para nosotros eso es muy claro“.

No obstante en el fallo el Tribunal Oral de Comodoro a través de la Jueza Cabrera de Monella, se argumentó que, tanto Jones como Esteban Pompilio Ferrucci y Omar Andrada, jefe y segundo jefe del Destacamento de Inteligencia del Ejército, también alcanzados en el proceso “no dieron la orden para ello, y no dirigían el establecimiento donde estaba detenida la víctima, aunque sí tuvieron contacto con ella y cumplieron actos vinculados a esa detención”.

Para el fiscal, es importante tener presente que los delitos de lesa humanidad no prescriben, “esto nos permite discutirlo incluso treinta años más tarde, no se puede obviar que este tipo de delitos tienen un contexto y es la dictadura militar”.

En cuanto, los plazos que tiene Casación para responder la apelación que fue presentada dijo que “eso no tiene plazos está en un ámbito nacional y eso suele demorar más cuando no hay detenidos por la causa”.

JONES SE DEFENDIO Y ASEGURO QUE ERA AMIGO DE GROSHAUS

Este mediodía el propio Jones habló respecto a la causa que lo vincula a un delito de lesa humanidad, recordó su vínculo con la pareja que fue detenida por entonces y remarcó: “cuando la justicia provincial pone en libertad a Groshaus, lo detiene personal militar y ahí es donde se inicia su padecimiento. Es interrogado por presunta vinculación con la subversión según me contó él mismo”, indicó en Radio Del Mar.

Sin embargo, aclaró que él no tenía vinculación con esa detención más allá de la de “partícipe necesario” por custodiar a Groshaus en su detención. “Estaba detenido en la comisaría, pero por otra lado, tenía el pedido de la familia y la defensa de Groshaus de mantenerlo en la comisaría para seguridad de él y para poder verlo, saber cómo andaba y vincularse con él”.

“La misma familia pedía que esté dentro de la jurisdicción policial para poder estar al tanto. Groshaus cuando hace la denuncia me pone como testigo, éramos amigos y tanto es así, dentro de las posibilidades, a la noche lo llevábamos a su domicilio para que pueda bañarse, comer y cambiarse”, relató sin ahondar en el proceso judicial que se mantiene vigente.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico