El papá de Milla Jovovich fue a prisión por ser testaferro de la mafia rusa

Lo condenaron a 20 años de prisión y la actriz prefiere no hablar del tema cuando se refiere a lo que ocurre en el país donde nación, Ucrania.

El mundo entero se horroriza ante una nueva guerra y una de las celebridades que hacen sentir su voz pidiendo que se detenga esta barbarie es Milla Jovovich, una de las grandes figuras de Hollywood, a quien el conflicto bélico la atraviesa: nació en Kiev. Y en la zona de batalla tiene muchos familiares y amigos que han sido alcanzados por las esquirlas de la sinrazón.

“Estoy desconsolada y estupefacta tratando de procesar los eventos en mi lugar de nacimiento, Ucrania. Mi país y mi gente están siendo bombardeados. Amigos y familiares escondidos. Estoy partida en dos”, comentó Jovovich a través de su cuenta de Instagram, y remarcó que está en contacto con organizaciones sociales, ayudando y aportando desde su lugar.

“Mi sangre y mis raíces provienen tanto de Rusia como de Ucrania. Estoy dividida en dos mientras veo el horror que se desarrolla, el país siendo destruido, las familias desplazadas, toda su vida yaciendo en fragmentos carbonizados a su alrededor”, agregó la actriz y sus palabras no pasaron desapercibidas.

Cuando Milla nació, el 17 de diciembre de 1975, Kiev –hoy capital de Ucrania- todavía pertenecía a la Unión Soviética. Y lo seguía siendo cuando arrancó como modelo: era apenas una niña de nueve años cuando le pagaron por su primer trabajo en publicidad. Poco después se transformaría en la cara visible de marcas internacionales como Christian Dior y L’Oréal, entre otras. Se transformó en uno de los rostros más codiciados por las revistas de modas más prestigiosas. A principios de los 90 su popularidad estalló.

MISTERIOSA EMIGRACION

Por cuestiones políticas, cuando ella tenía 5 años sus padres tuvieron que irse a vivir a Londres, Inglaterra. Eran perseguidos y tuvieron que emigrar para ponerse a salvo. Nunca quiso profundizar sobre esto.

No tenía 10 años cuando por responsabilidades laborales de su papá -el pediatra Bogdanovitch Jovovich-, armaron las valijas y se instalaron en California, Estados Unidos. Poco tiempo después sus progenitores se separaron. Milla se quedó viviendo con su padre y su mamá, quien no pudo conseguir trabajo como artista y se dedicaba a limpiar casas, se instaló en Londres.

Bogdanovitch Jovovich luego sería arrestado: fue encontrado culpable de ser el testaferro de la mafia rusa. Lo condenaron a 20 años de prisión. Jovovich jamás hablaría en público de esta situación: siempre fue muy reservada de su vida privada, y aquí lo sería todavía más.

Fuente: Infobae

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico