En medio del escándalo, Arcioni viajó a Buenos Aires

Finalmente, el gobernador les pidió la renuncia a todos sus ministros y adoptará una decisión a su regreso, previsto para este jueves. Lo más probable es que se terminen yendo Meiszner y Torres Otarola, siendo reemplazados por Ariel Molina y Gustavo Hermida.

El gobernador Mariano Arcioni tenía programada una entrevista con el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, y por eso este miércoles viajó a Buenos Aires sin definir qué pasará en su gabinete, donde el martes se desencadenó un escándalo con tintes de sainete a partir de la decisión de pedirle la renuncia a la ministra de Desarrollo Social, Familia, Mujer y Juventud, Cecilia Torres Otarola.

La funcionaria es investigada penalmente por el fiscal Omar Rodríguez, quien le atribuyó prima facie la contratación de empleados que no prestan contraprestación (“ñoquis”), destacando los casos de un ciudadano peruano que no reside en la provincia y el de la madre de un abogado investigado por hechos de corrupción.

A ello hay que sumar el descargo de Torres Otarola, mezclando cuestiones privadas con su función, lo cual motivó la respuesta desde Esquel del contador Martín Sandoval, que fue quien hizo la denuncia que investiga la Justicia.

El caso es que Arcioni decidió que era hora de que se fuera la funcionaria y le encomendó al secretario General de Gobierno, Andrés Meiszner, la tarea de pedirle la renuncia. Así lo hizo el funcionario, pero Torres Otarola se habría negado a irse y pidió hablar personalmente con el gobernador, lo que consiguió sobre el filo del martes.

Salió de esa reunión confirmada en el cargo, lo cual lógicamente molestó a Meiszner, quien al ver menoscabada su autoridad decidió presentar él la renuncia, la cual no fue aceptada aún por el gobernador.

Curiosamente, el funcionario quilmeño había asumido el 27 de mayo para ocuparse de decisiones políticas de fondo, para lo cual iba a contar con el pleno respaldo del gobernador.

Antes de irse a Buenos Aires, Arcioni le pidió que todo el gabinete que pusiera a disposición sus renuncias, con la intención de “realizar cambios que refuercen las políticas en áreas importantes”. Por si hiciera falta, el mandatario remarcó que es él quien tiene la potestad de designar o cambiar ministros.

No obstante, trascendió que Meiszner ya anticipó que su decisión es “indeclinable” y por estas horas hasta salió del grupo de whatsApp que integran todos los ministros, según Radio 3.

Junto con él terminaría yéndose Torres Otarola y entre los nombres que se barajan para reemplazar a ambos funcionarios surgieron los ignotos Ariel Molina y Gustavo Hermida, exintendentes de Corcovado y Río Mayo, respectivamente. El primero iría al lugar de Meiszner y el restante al de Torres Otarola.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico