La pareja de Comodoro robaba con los 4 hijos del hombre

Los menores se encuentran ahora en el albergue municipal de Sarmiento. Iban con su padre cuando este le hurtó la tarjeta de crédito a una mujer y fue detenido cuando realizaba una compra con la misma.

La fiscal general Laura Castagno y el abogado de Fiscalía Alexis Ubilla solicitaron el procesamiento de Andrea Elizabeth Ruiz (50) y Walter Angel Levié (36), imputados como presuntos autores de los delitos de hurto y estafa cometida mediante la utilización de una tarjeta de crédito hurtada.

Los procesados habrían sustraído una mochila con billeteras y tarjetas de crédito del interior de una camioneta estacionada en inmediaciones del puente “Traverso”, sobre el río Senguer. Posteriormente, utilizaron una tarjeta de crédito para realizar compras en un mercado ubicado sobre Avenida San Martín y Ameghino, en Sarmiento, donde finalmente fueron detenidos.

Se informó que los imputados estaban acompañados por cuatro menores de edad, hijos del imputado, y mediante la intervención de la Asesoría de Familia y el Servicio de Protección de Derechos se dispuso que los pongan a resguardo en el albergue municipal.

NO LLEGARON MUY LEJOS

La audiencia judicial fue presidida por el juez penal Ariel Quiroga. Los imputados recibieron la asistencia técnica de la abogada adjunta del Ministerio de la Defensa Pública Rosa Lilian Sánchez. También participó el abogado Alfredo Ramírez por la Asesoría de Menores.

En la ocasión, se reconstruyó que el lunes 12 de febrero a las 19:00 en inmediaciones del “Puente Traverso” los damnificados bajaron de su camioneta y se dirigieron a la zona del puente para tomar fotografías. Luego observaron que detrás de su vehículo se estacionó un automóvil VW Gol color gris, con los vidrios dañados. En ese auto se trasladaban los sospechosos.

Unos minutos más tarde, una de las víctimas observó que un hombre se subió al rodado de los detenidos y escapó del lugar a gran velocidad. Cuando las víctimas regresaron a la camioneta notaron que les faltaba una mochila que en su interior contenía dos billeteras y un estuche de lentes.

Con esos datos, el novio de la denunciante halló el vehículo. El automóvil de los procesados estaba estacionado en cercanías de un mercado ubicado en la intersección de la calle Ameghino y Avenida San Martín. Allí observó a una pareja que realizaba compras en el almacén. Se acercó y les exigió que les devolvieran los elementos sustraídos.

En este contexto, el personal policial también llegó al lugar. Los investigadores fueron informados que la pareja integrada por Andrea Ruiz y Walter Levié habían utilizado la tarjeta de crédito de una de las denunciantes. Los imputados realizaron una compra de mercadería que tuvo un costo cercano a los 70 mil pesos.

En consecuencia, la policía procedió a la detención de la pareja y los trasladó a la comisaría local. Los representantes de la parte acusadora pidieron al juez Quiroga que declare legal la detención de la pareja oriunda de Comodoro Rivadavia. Con respecto a los cargos formulados en su contra requirieron que se los investigue como presuntos autores de los delitos de hurto y estafa con tarjeta de crédito. Para ello peticionaron un plazo legal de seis meses.

El juez, entonces, resolvió declarar la legalidad de la detención de Andrea Ruiz y Walter Levié y también hizo lugar a la calificación jurídica provisoria y el plazo de investigación peticionado.

Con respecto a las medidas de coerción peticionadas por la fiscalía, consideró que por las características del hecho era apropiado aplicar la misma medida sustitutiva para los dos imputados. Ambos deben presentarse quincenalmente en la dependencia policial correspondiente al barrio Quirno Costa.

Por otra parte, destacó el estado de vulnerabilidad en el que se hallan los menores de edad, hijos del procesado, y manifestó la necesidad de la inmediata intervención del juzgado de familia.

En este marco, el Asesor de Familia Subrogante, Alfredo Ramírez, informó que fue notificado por la policía y la Defensa Pública de que los cuatro menores de edad se encontraban en la comisaría porque sus progenitores habían sido detenidos.

En forma inmediata solicitó la intervención del Servicio de Protección de Derechos. A raíz de esta situación se dispuso que los menores se pongan a resguardo en el Albergue Municipal.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico