La Rioja se perfuma con su ruta del Torrontés

Una provincia con marcado acento norteño apostó a su propia Ruta del Torrontés Riojano, presumiendo no sólo de su cepa emblemática, sino de la modernidad tecnológica que recorre el corazón de 19 bodegas distribuidas en diferentes zonas productivas.

La Rioja tiene su propio circuito del vino. Se trata de la Ruta del Torrontés Riojano, un recorrido fascinante inmerso en una belleza paisajística de alto impacto. Este proyecto del Gobierno local a través del Ministerio de Planeamiento e Industria y financiado por el Consejo Federal de Inversiones es trabajado desde agosto del año pasado como una propuesta inclusiva, que involucra a toda la provincia como productora de vinos y prestadora de servicios turísticos.

SELLO LOCAL

Aunque se asocia a otras provincias, la uva Torrontés es originaria y absolutamente riojana, tal se inscribe en el INV, y ha logrado el mayor galardón en Bordeaux, Francia en 1987 al ser seleccionado como el mejor vino blanco del mundo con el Nacari Esmerilado, aunque no fue el único premio, sino que continua obteniendo distinciones tanto a nivel nacional como internacional, hasta la fecha.

Al igual que el torrontés, de distintiva elegancia y sabor, los paisajes cuentan un lugar y una historia. Durante el recorrido exulta lo maravilloso y caprichoso -en algunos sitios- lo que la naturaleza legó, donde los colores y contrastes hacen de Cuesta de Miranda un lugar maravilloso de conocer y fotografiar, la misma que con sus fastuosas curvas y cornisas la sitúa en la mítica Ruta Nacional 40 que une Argentina de norte a sur, haciendo del federalismo una sola bandera para hacer crecer el turismo nacional, pero que además integra a Chilecito y Villa Unión en los Valles del Bermejo y Famatina con La Costa Riojana.

Titánicos macizos colorados del triásico nos conectan con la naturaleza y el origen de la vida en Talampaya y Cañón del Triásico en Banda Florida; históricas construcciones como el Cable Carril que transportaba 500 toneladas de minerales desde la Mejicana en cada vagoneta, un cactario especial y único en el País; 200 peldaños hasta el Cristo de El Portezuelo, donde se magnifica la vista hacia un valle impresionante; un Famatina con sus blancas vestiduras que perduran casi todo el año o la gama de ocres oxidados e intensos por las laderas del Cañón del Ocre; una Laguna Brava y salobre que multiplican la silueta invertida de cientos de flamencos rosados, patrimonio histórico, arqueológico y cultural para ser conocido y, el mejor de los condimentos en cada lugar, su gente, la que con la calidez de siempre te da la bienvenida.

LAS PROTAGONISTAS

Las Bodegas juegan un rol clave en el desarrollo de esta Ruta del Torrontés Riojano, siendo este recorrido transcendental para las economías regionales en su crecimiento agroindustrial y turístico. De esta manera el camino del enoturismo por Rutas Nacionales y Provinciales atraviesa longitudinalmente los tres valles con que cuenta La Rioja.

En el Departamento Chilecito, corazón de la vitivinicultura provincial, el circuito incluye a las Bodegas Valle de la Puerta SA; La Riojana Coop. Ltda; Alfredo Nicolás Nader; Agropecuaria Riojana SRL; Anguinan SA; Tilimuqui SRL; Elias Hermano SA; Fernando Miguel Crede; Fincas Riojanas SA; Puesto del Marquez; José González; La Rioja Vitícola Sapem; Sant Pancras SA; Sudamérica Vinos SA.

Tras atravesar Cuesta de Miranda, fastuoso camino de curvas y cornisas que recorre la Ruta 40, se encuentra Bodega Villa Unión, en el Departamento Gral Felipe Varela.

Por su parte y en el Departamento Famatina, Emprendimientos Argentinos SA es la bodega ubicada estratégicamente en la comunidad de Chañarmuyo, a los pies del Paimán. En el Departamento Sanagasta, ubicado al norte de la capital riojana, se encuentra Minniti SRL, y continuando por RN 75 -por caminos de La Costa- en el Departamento Castro Barros, San Huberto SA y Aminga SRL.

HOJA DE RUTA

El circuito alcanza los departamentos de Chilecito (el mayor productor, con 6.091 hectáreas de vid), Felipe Varela (636), General Lamadrid (63), Vinchina (50), Famatina (364), San Blas (41), Castro Barros (199) y Sanagasta (12).

¿CUANTO CUESTA?

Paquete de 7 días para dos personas con aéreos incluidos y alojamiento con desayuno: $19.200.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico