Los fieles católicos reafirmaron su fe en Viernes Santo participando del Vía Crucis

En diferentes barrios de Comodoro Rivadavia se realizaron actividades para conmemorar el Viernes Santo. El Vía Crucis fue una de las propuestas más acompañadas por los fieles católicos. Una gran cantidad de devotos participaron de la representación de los últimos minutos de Cristo. Desde la Catedral San Juan Bosco también se realizó un recorrido por las calles céntricas.

El Viernes Santo es una de las fechas más importantes para el catolicismo, dentro de la denominada Semana Santa, porque conmemora los últimos minutos de Jesús de Nazaret.

Es por eso que la Iglesia Católica ayer realizó diferentes actividades para que sus fieles recuerden el sufrimiento de Cristo antes de su muerte.

En Comodoro Rivadavia, diversas parroquias conmemoraron el Viernes Santo. Uno de los puntos de encuentro fue el Colegio Santo Domingo Savio donde los fieles hicieron una procesión que recorrió las calles del barrio Pietrobelli. Alrededor de 150 personas comenzaron el camino del Vía Crucis en la puerta de la institución para continuar por calle Huergo y subir por Alvear hasta Misiones, pasando por Chaco y Formosa. La peregrinación continuó por Alem hasta la plaza que se encuentra frente al colegio.

En esas calles se representaron las catorce estaciones, que recrearon los últimos momentos que vivió Jesús previo a su muerte y la posterior resurrección. La primera representó a “Cristo condenado a Muerte” donde Pilato accedió al pedido de una multitud que pedía crucificar al hijo de Dios.

En la siguiente estación se recordó cuando Jesús comenzó a cargar su propia cruz. Este fue el inició de su Pasión, que marcaría un momento clave en la vida de Cristo. Es por eso que los fieles rezaron por los niños y jóvenes que mueren producto de la violencia y la pobreza.

La primera caída de Cristo representó la tercera estación, mientras que el encuentro con su madre fue llevado a cabo en la cuarta. Aquí se pidió por quienes caen bajo el peso de la violencia, la corrupción y la crueldad humana.

El paso de la peregrinación continuó por el barrio Pietrobelli hasta que se llegó a la quinta estación: “Simón ayuda a Jesús a llevar la Cruz”, dijeron y esto permitió que los fieles imploraran por los “pobres que trabajan, comen, juegan y rezan juntos”.

La siguiente parada representó el momento cuando “Jesús se encontró con Verónica”, quien le tendió un velo, y allí se rezó por todos aquellos “desaparecidos que no han vuelto a sus hogares”.

Mientras que en la sexta y la séptima parada se representó la segunda caída de Cristo y el consuelo que les otorgó a las mujeres de Jerusalén.

REPRESENTAR UNA PASION

La representación de la Pasión de Cristo es una de las actividades del año más esperadas por los fieles católicos que ayer también fueron parte de la convocatoria. Algunos, como los comerciantes del sector, decidieron participar desde sus locales para continuar con las ventas.

Asimismo, los integrantes del coro de la parroquia Santo Domingo Savio fueron los encargados de musicalizar la jornada con diferentes interpretaciones y alabanzas para conmemorar las últimas horas de Jesús.

En la octava y la novena estaciones se ejemplificó su tercera caída con la cruz y cómo fue despojado de sus vestiduras. Y en las últimas paradas se representó cómo Jesús fue clavado en la cruz, su muerte, el descenso de la cruz y su devolución a los brazos de su madre para luego ser sepultado. La interpretación culminó con su resurrección entre los muertos.

El recorrido de los fieles ayer fue acompañado con una alabanza que exclamó: “Te adoramos Cristo y te bendecimos. Porque por tu santa cruz redimiste al mundo” y el rezo de un Padre Nuestro.

El Vía Crucis también se repitió en diferentes partes de Comodoro Rivadavia y Rada Tilly. A las 10 las representaciones se realizaron en Astra, Kilómetro 17, Kilómetro 14, Próspero Palazzo y Ciudadela y concluyeron todos juntos en la ermita de San Expedito.

Mientras que en la Catedral San Juan Bosco durante la tarde se llevó a cabo la “Celebración de la Pasión y Muerte de Cristo” y a las 20 se realizó la celebración del Camino de María desde el Calvario a su casa.

En tanto, Rada Tilly realizó su Vía Crucis en la plaza Roque González y la “Adoración de la Cruz” en la parroquia del ingreso de la ciudad balnearia.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico