Los imputaron por atentar contra la policía

La audiencia de control de detención y apertura de investigación contra Darío Antonio González y Diego Cesar Sandoval, ambos de 31 años de edad, se llevó a cabo ayer en la Oficina Judicial de Sarmiento y fue presidida por el juez penal, Alejandro Rosales.

La Fiscalía estuvo representada por la funcionaria, Rita Barrionuevo, mientras que los detenidos recibieron la asistencia del abogado de la Defensa Pública, Tomás Malerba.
En ese contexto, la parte acusadora solicitó al juez que declare legal la detención y formalice la apertura de investigación preparatoria en contra de González y Sandoval por el delito de atentado a la autoridad agravado por la unión de más de tres personas, en concurso real con lesiones leves agravadas por ser cometido en perjuicio de un miembro de las fuerzas policiales.
Según describió la funcionaria a referirse al relato del hecho, todo ocurrió el último sábado a las 4, en el local "X Bar", ubicado en calle Ameghino entre Sarmiento y General Paz.
En ese lugar se encontraban dos policiales cubriendo el servicio adicional cuando observaron una riña entre dos grupos. En consecuencia, intervinieron en la situación a fin de prevenir la perturbación del orden público, o que se produjera algún delito.
En este contexto, de manera sorpresiva Sandoval le propinó un golpe de puño en la boca a uno de los agentes, provocándole un traumatismo contuso en el labio superior.

TODOS CONTRA LOS POLICIAS

Asimismo, se indicó que otros tres integrantes del grupo agresor lanzaron golpes de puño y puntapiés a los policías tratando de impedir que cumplieran sus funciones. Ante esta situación, los damnificados salieron del local bailable para pedir refuerzos, siendo perseguidos por los sospechosos.
A todo esto, la funcionaria fiscal agregó que González utilizó una botella de vidrio para golpear en la cabeza a uno de los policías, provocándole una herida en el cuero cabelludo. Luego, el imputado manifestó “sáquenle el fierro”.
Al llegar los refuerzos policiales el grupo escapó del lugar y solo lograron aprehender a los imputados. En este marco, Barrionuevo peticionó que se declare legal la detención de los sospechosos por haber sido realizada en flagrancia. También solicitó seis meses de investigación y la aplicación del protocolo de identificación de detenidos en el gabinete de Criminalística.
Por último, sostuvo que la calificación legal provisoria sería la de atentado a la autoridad agravado por la reunión de más de tres personas, en concurso real con lesiones leves agravadas por ser cometido a un miembro de las fuerzas policiales por su función.
En tanto, pidió que la Oficina Judicial fije una nueva audiencia a los fines de formalizar la investigación contra otros tres jóvenes que integraron el grupo que agredió a los policías el sábado a la madrugada.
A su turno, el defensor Malerba no formuló objeciones a los planteos de la representante del Ministerio Público Fiscal. En este sentido, adelantó que sus asistidos están en condiciones de proponer una reparación económica a favor de las víctimas y la realización de tareas comunitarias.
Tras escuchar a las partes, el juez Rosales resolvió tener por formalizada la investigación preparatoria de juicio contra Sandoval y González. También hizo lugar al resto de las solicitudes requeridas por la Fiscalía.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico