Sorprendió en el interior de su casa al ladrón, lo corrió con los vecinos y lo atraparon

El lunes a la tarde Gabriel Alejandro Beltrán (38) fue sorprendido por el dueño de una vivienda de la calle Crónica al 1200 en la que había ingresado, según la Fiscalía, con fines de robo.

Intentó escapar con una cámara fotográfica en sus manos, pero fue perseguido por la víctima, un familiar y un amigo, quienes finalmente le dieron alcance a unas cuatro cuadras, para luego ponerlo a disposición de la Policía de la Seccional Cuarta.

Beltrán fue detenido por el presunto delito de robo en grado de tentativa y ayer fue sometido a la audiencia de control de detención ante el juez Martín Cosmaro. La Fiscalía no solicitó medida de coerción y tras formalizarse la investigación el juez decretó legal la detención y le otorgó la libertad.

Beltrán es investigado por el Ministerio Público Fiscal, sospechado de romper una ventana lateral doble hoja de vidrio de 70 por 1,20 cm de la vivienda a la que ingresó.

Según fuentes de la Policía, al darse cuenta de la presencia de los habitantes de la casa Beltrán comenzó a correr con una cámara fotográfica digital entre sus manos, pero no pudo escapar muy lejos, ya que fue perseguido y alcanzado en Carlos Gardel al 900.

En total alcanzó a correr unas dos cuadras hacia el este y cruzó la avenida Kennedy para finalmente, según la Fiscalía, caerse y golpearse frente al edificio 12 del complejo habitacional. Allí fue reducido por los vecinos y los amigos del damnificado que lo entregaron a efectivos de la Seccional Cuarta, y luego quedó a disposición de la Justicia.

Pese a que había trascendido que el individuo había sido golpeado en la detención ciudadana, el imputado ayer en la Oficina Judicial no declaró ninguna situación de violencia y tampoco hizo referencia a algún episodio violento la Defensa, por lo que este diario descartó dicha versión.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico