Una ballena muerta atrajo gran cantidad de curiosos

El cetáceo apareció en zona norte y generó que una gran cantidad de familias se acercara, pese al riesgo a las enfermedades. 

“Vamos a ver la ballena”. Esa era la frase que se repetía una y otra vez en Kilómetro 8. Es que un cetáceo apareció muerto en la costa de ese sector de Comodoro, lo cual atrajo a gran cantidad de vecinos.

El animal había sido visto el martes en cercanías de la costa y cuando bajó la marea se estancó en la orilla. Una vez en tierra, el animal comenzó a atraer visitantes que llegaron caminando, en bicicleta, moto, camionetas y jeeps. Cualquier medio resultó válido para ver al mamífero.

Familias enteras llegaron a Kilómetro 8 con el objetivo de sacar una fotografía. Pequeños y grandes buscaban el mejor ángulo para retratar el momento de la selfie.

index.jpg

Sin embargo, otros decidieron correr riesgos innecesarios. “Subite arriba de la ballena”, le decía una madre a su pequeña que no pasaba los cinco años. “Toca la ballena. Mirá, está fría”, le sugería un padre a su hija.

Los especialistas recomiendan no tocar los animales marítimos porque pueden contagiar enfermedades de riesgo. Algunos intentaban advertir sobre esta situación pero muchos hicieron oídos sordos.

La ballena no sólo era tocada, sino que alguien le escribió “Tata” en su cuerpo, acompañado de un medio corazón.

Las horas pasaban y cada vez más familias llegaban. Muchos niños jugaban como si fuera un “sube y baja”. Los mayores intentaban meter la mano en su boca para sacar una fotografía de su interior y otros llevaban a sus perros para que sintieran el olor del animal.

Fue una situación bizarra y peligrosa, mientras se aguardaba la llegada de los especialistas.

https://twitter.com/elpatagonico/status/1425546526831558665

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico