Una tregua para garantizar la paz social

El objetivo principal del encuentro es realizar un repaso minucioso del panorama económico y financiero provincial, dentro del contexto nacional, y definir medidas en conjunto que permitan salir de las dificultades actuales.

El gobernador de Chubut, Mariano Arcioni, recibió este miércoles en su despacho de Casa de Gobierno, en Rawson, a los intendentes de Trelew, Adrián Maderna, y de Puerto Madryn, Ricardo Sastre, para analizar la situación que viene atravesando la provincia y definir en conjunto las medidas que se llevarán adelante para poder superarla lo más rápido posible.

Al respecto, el intendente de Trelew, Adrián Maderna, sostuvo que “fue una reunión positiva donde pudimos charlar principalmente para seguir trabajando en este concepto de unidad, que es lo que nos pidió el gobernador Arcioni para salir de esta situación, dado que son meses duros pero se está haciendo el esfuerzo enorme para llegar a cumplir con los compromisos”.

En el mismo sentido, el mandatario municipal remarcó que “es importante poder entender desde todos los sectores, tanto desde el sindicalismo como la dirigencia política, la obligación moral de tener la paz social, porque si le va mal a Provincia también se ven afectadas las ciudades”.

“Es un momento en el que todos tenemos que hacer un esfuerzo, cada uno desde su lugar trata de poner su granito de arena”, enfatizó Maderna.

VICEGOBERNADOR ELECTO

Por su parte, el intendente de Puerto Madryn y vicegobernador electo, Ricardo Sastre, indicó que “estuvimos hablando de la situación que estamos viviendo, que es de público conocimiento y que está atravesando la Provincia, en la cual abordamos día a día los distintos inconvenientes que se suscitan, y trabajando para que sea lo menos duradera posible”.

A su vez, Sastre resaltó que “son momentos muy difíciles. Seguramente nos queda transitar dos o tres meses más lamentablemente, en los cuales hay que seguir sosteniendo esta situación, pero es claro que hay un desendeudamiento cierto de la Provincia en los próximos 60 días, que va a permitir tener más oxígeno y poder cumplir en tiempo y en forma con las obligaciones”.

Asimismo, el mandatario municipal explicó que “la idea es hablar de paz social con los actores, la situación está dada así, hay un escalonamiento de los pagos de los haberes de los empleados y, obviamente, pregonamos y tratamos que los distintos sectores que están con algún tipo de medida de fuerza vuelvan a trabajar”.

Finalmente, Sastre expresó que “en esta oportunidad estuve presente yo junto a Maderna, pero la idea es que se sumen los demás intendentes de la provincia para que estemos todos detrás de los objetivos que nos permitan salir de esta crisis lo antes posible”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico