Alicia pidió a Nación declarar a Caleta en fase de aislamiento

Ese requerimiento generó malestar gran parte de la comunidad de Caleta Olivia ya que los contagios de COVID 19 que se encuentran activos en esta ciudad no superan el medio centenar (45 reporta Provincia y 43 el COE local).

Incluso hasta el propio Ministerio de Salud de la provincia considera que por ahora hay “brote local”, es decir que ni siquiera se llegó a una etapa de “transmisión del virus por conglomerado” y se está muy lejos de una calificación más crítica cual es la de “zona de transmisión comunitaria”, es decir cuando ya se pierde la trazabilidad de la mayoría de los nexos de contagios.

Esta última etapa fue la que motivó a que en Río Gallegos se impusiera a fines de julio (con centenares de casos activos) el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO) que ahora pide la mandataria provincial no solo para Caleta Olivia sino también para El Calafate donde actualmente hay 127 casos activos.

Vale recordar que en el resto de las localidades se encuentran en la instancia de Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio (DISPO) con limitaciones adicionales para Caleta Olivia, El Calafate, Río Turbio, 28 de Noviembre, Los Antiguos y Piedra Buena.

En ese contexto, mucha gente de Caleta evalúa que el AISPO incrementará las medidas restrictivas que recientemente fueron ajustadas por el COE local.

Al mismo tiempo se coteja que aquí el sistema sanitario público está lejos de la saturación, algo que no ocurre en Río Gallegos (1.034 casos activos y 43 fallecimientos relacionados con la pandemia) y las camas de internación UTI adultos están ocupadas en un 91,66 %, de acuerdo al reporte oficial de la cartera de salud.

Otra de las críticas que se hace a la mandataria provincial es que en el nuevo Decreto que firmó ayer (1135/20) se estableció un cambio en el sistema diario de circulación de acuerdo a la terminación numérica de los DNU, lo que generó una gran confusión y no pocas discusiones entre vecinos y policías que realizan controles en la vía pública.

No por algo el intendente Fernando Cotillo se vio obligado a emitir en la mañana de este martes un parte de prensa aclarando que se mantendrá el cronograma que venía utilizándose (martes, jueves y sábados, números pares y lunes, miércoles y viernes números impares. El domingo solo pueden hacerlo trabajadores esenciales).

No obstante, probablemente para no confrontar, el jefe comunal consideró que la iniciativa provincial tenía el mismo objetivo de restringir la circulación de personas para evitar la propagación del virus.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico