Anoche continuaba la búsqueda de sobrevivientes en el colegio

El número de muertos por el terremoto que el martes afectó el centro de México llegaba ayer a más de 230. Entre ellos aparecen 21 niños y cuatro adultos que quedaron atrapados al derrumbarse una escuela primaria. Al cierre de esta edición se concentraba la atención en ese edificio para salvar a los alumnos aún con vida bajo los escombros.

Los rescatistas que trabajan en el Colegio Enrique Rébsamen de Ciudad de México, colapsado por el terremoto de 7,1 grados del martes, y donde permanece con vida bajo los escombros una niña llamada Frida y posiblemente otros niños, sacaron ayer a la mañana el cuerpo de una maestra que se hallaba atrapado, confirmó el secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño.
"Desafortunadamente se encontró sin vida a una maestra de la escuela, ya está aquí su familia", dijo el secretario a la cadena Televisa, lamentando el suceso.
El fuerte movimiento telúrico de magnitud 7,1 en la escala de Richter que sacudió el centro del país provocó la caída de parte de las instalaciones del colegio, en el que se impartían clases de preescolar, primaria y secundaria.
De acuerdo con cifras de la Secretaría de Educación Pública (SEP), este derrumbe causó la muerte de 25 personas, de los cuales 21 niños y 4 adultos.
Nuño aseguró: "los grupos rescatistas y las Fuerzas Armadas tomaron la decisión de continuar la búsqueda hasta que, esperemos, sea una búsqueda con éxito" y destaco: "las pruebas de escáner, de movimiento" han detectado "cuerpos con algún tipo de calor", según consignó la agencia Efe.
La versión "más consistente" es que hay una niña con vida entre los escombros, pero ha habido versiones de algunos rescatistas que han escuchado más ruido, puede ser (que haya) más niños pero son versiones nada más, no confirmadas y asiladas", refirió el secretario.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico