Bárbara Cabrera, la candidata argentina a Miss Universo

La modelo cuenta el detrás de escena del célebre certamen de belleza que en su 71° edición se desarrolla en Nueva Orleans. Se define este 14 de enero.

El próximo sábado 14 de enero se definirá la 71° edición de Miss Universo, el célebre certamen de belleza que se está desarrollando en la ciudad de Nueva Orleans, perteneciente al estado de Louisiana, en Estados Unidos. Entre las 85 postulantes se encuentra Bárbara Cabrera, la representante de la Argentina, que este miércoles 11 se presentará en la etapa preliminar del concurso, de la que quedará un “top 16″ camino a la gran final.

“Estamos con los ensayos para la preliminar, donde competimos en traje de baño, traje de gala y también mostramos el traje nacional, que en mi caso es un motivo que representa a las Cataratas del Iguazú y que fue diseñado por el correntino Horacio Gómez”, le cuenta la modelo a Teleshow en un alto de una agenda muy cargada de actividades. Bárbara, de 27 años, está concentrando desde el 2 de enero para ubicarse a la altura de las exigencias del Miss Universo, cuya final se emitirá el 14 de enero por el canal de YouTube del concurso y también por DirecTV (a las 22, hora de Argentina).

“No hay tiempo para esparcimientos: cada día nos despertamos a eso de las 5 de la mañana para maquillarnos, peinarnos, arreglarnos. Tenemos que estar 10 puntos, porque eso también se tiene en cuenta en el certamen. Y por las noches nos van anunciando qué es lo que vamos a hacer al día siguiente. Ya sabemos que tenemos ensayos todos los días, que son muy largos: hoy por ejemplo empezamos a las 10 de la mañana y terminamos recién, a las 5 de la tarde”, explica Cabrera, a la vez en que cuenta que, ni bien termine esta comunicación, deberá correr al cuarto del hotel -que comparte con Carla Romero, la Miss Universo Uruguay-, a ducharse y cambiarse para una cena con Anne Jakapong Jakrajutatip, la modelo transgénero que es la actual dueña de la marca Miss Universo.

En cuanto a las actividades protocolares que implica el concurso, las participantes recorren la ciudad de Nueva Orleans para hacer una inmersión en su cultura, en su gastronomía y, muy especialmente, en su carnaval: el célebre Mardi Gras.

El concurso iniciado en 1952, y que la Argentina ganó una sola vez diez años más tarde de la mano de Norma Beatriz Nolan, tiene un marcado aspecto social que le demanda a las modelos involucrarse con asociaciones locales. “Yo estuve trabajando con Margarita Barrientos para difundir el trabajo increíble que hace y colaborar con voluntariados -destaca Cabrera-. Me parece súper importante que Miss Universo sea también una plataforma en donde podés resaltar la labor de diferentes organizaciones”.

Bárbara comenzó a modelar cuando tenía 18 años y al poco tiempo se inscribió en el certamen nacional de Miss Universo para representar a la Argentina. “Yo hice la representación de Buenos Aires pero no pude ganar. A partir de eso pensé que nunca más iba a poder venir. Y de repente ahora, con 27 años, estoy cumpliendo un sueño. Todos los años miraba el certamen por la tele hasta que me animé a venir. Y ahora estoy acá, es un flash”, resume quien había puesto en pausa el modelaje en el comienzo de la pandemia.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico