Brusco cambio climático con sol, lluvia y arco iris

Centenares de caletenses que habían acudido este martes a la playa costanera para disfrutar de una tarde soleada y una temperatura que osciló en los 26 grados, debieron abandonarla repentinamente cuando alrededor de las 18:00 negros nubarrones cubrieron el cielo y sobrevino la lluvia de regular intensidad por algunos minutos.

Como en el cielo quedaron algunos claros, se formó otro atractivo fenómeno de la naturaleza que se recortaba sobre el mar: un gigantesco arco iris que se desvaneció en unos veinte minutos, tiempo suficiente para que muchas personas pudieran filmarlo y fotografiarlo desde distintos puntos de la ciudad.

ARCO2.JPG

Pero algunos vecinos, sobre todo comerciantes de una amplia zona céntrica, el brusco cambio climático les trajo aparejado un disgusto ya que apenas comenzó a llover se cortó el suministro de energía eléctrica, algo que sucede habitualmente toda vez que se registran precipitaciones pluviales.

El corte se extendió casi dos horas y muchos locales comerciales cerraron con antelación sus puertas, mientras que la empresa proveedora de energía, Servicios Públicos Sociedad del Estado (SPSE) no había emitido ningún comunicado para explicar las razones, al menos hasta las 20:30.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico