El jueves se va a conocer si la Cámara Penal confirma la sentencia por las coimas en el IPV

Tal como lo adelantó en exclusiva El Patagónico, se llevó a cabo ayer la audiencia de impugnación de sentencia contra Abel Reyna, quien fue condenado a 3 años de prisión efectiva en el marco del juicio que culminó el 11 de abril por las coimas en el Instituto Provincial de la Vivienda (IPV) durante la gobernación de Martín Buzzi y la presidencia en el organismo de Ricardo Trovant.

La audiencia de impugnación de la sentencia al exdelegado del IPV en Comodoro Rivadavia, Abel Reyna, se llevó a cabo en la sala de audiencias de la Cámara Penal de esta ciudad, cuyo tribunal fue integrado por los jueces Guillermo Müller, Daniel Pintos y Martín Montenovo. El Ministerio Público Fiscal fue representado por la fiscal general, Camila Banfi, mientras que el condenado recibió la asistencia del abogado particular, Guillermo Iglesias, quien promovió esta instancia.

El acto se vio demorado en razón de que la defensa de Reyna planteó la recusación de dos de los integrantes del tribunal, sobre quienes sostuvo que tuvieron algún tipo de participación en otro estadio de la causa, algo a lo cual no se hizo lugar por considerarse extemporáneo dicho planteo.

Tras ello, se planteó una revocatoria con sustanciación y la Fiscalía se opuso afirmando que la pretensión de la defensa no es otra que dilatar el acto, por lo que reclamó que se realice la audiencia y advirtió que la causa está próxima a vencer, tal como lo informó en su edición de ayer este medio.

En ese marco se debe recordar que los tres años se cumplen el 24 de mayo, fecha para la cual se debe conocer el resultado de la segunda instancia para que no opere el vencimiento del plazo razonable y se caiga la causa.

En virtud de esos planteos el tribunal pasó a deliberar y dictó un cuarto intermedio hasta las 10:30, ocasión en la que finalmente se reanudó la audiencia con el rechazo al planteo de la defensa.

Una vez superadas las cuestiones previas, las partes expusieron al respecto. La defensa impugnó el fallo dictado en primera instancia por la jueza Mónica García y enumeró los agravios de la sentencia para concluir con el pedido de sobreseimiento de Reyna, mientras que la fiscal pidió que se confirme el fallo en todos sus términos, el cual consideró que fue dictado a derecho.

Tras escuchar a las partes el tribunal pasó a deliberar e informó que la parte resolutiva de la sentencia se dará a conocer el jueves a las 12.

EL CASO

El juicio oral y público contra el exdelegado local del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), Abel Reyna, concluyó el 11 de abril con una sentencia condenatoria de 3 años de cumplimiento efectivo y la inhabilitación perpetua para ejercer cargo, función o empleo en la Administración Pública.

El delito por el cual fue condenado se calificó como cohecho en concurso real con concusión, ambos en concurso ideal con incumplimiento con los deberes de funcionario público, en concurso real con incumplimiento de los deberes de funcionario público, dos hechos en concurso real. Todo ello por los hechos ocurridos entre el 30 de diciembre de 2011 y el 5 de setiembre de 2014 en perjuicio de la Administración Pública, mientras Abel Reyna se encontraba al frente de la delegación local del IPV.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico